Alto Gállego

GANADERÍA

Los ganaderos se reinventan con ventas y subastas telemáticas

Según Aarlim, las exportaciones se mantienen para este año, algo que es “muy importante” para dar salida a los terneros de la provincia de huesca

Los ganaderos se enfrentan con incertidumbre a 2021 debido a las modificaciones de la PAC.
Los ganaderos se enfrentan con incertidumbre a 2021 debido a las modificaciones de la PAC.
AARLIM

“Si hay salud habrá otra vez movimiento y volverá la alegría que teníamos antes”. Así se expresa Agustín Montori, presidente de la Asociación Aragonesa de Criadores de la Raza Bovina Limusina (Aarlim), quien argumenta que el aumento en 2020 del consumo de carne de vacuno en casa no suple “el bajón en el consumo en la restauración”, lamenta.

“El año pasado todo vino marcado por la covid, eso está claro. Al cerrar la restauración las ventas para este sector han bajado muchísimo y eso se nota en todas las piezas nobles del animal. Para darles salida, a parte de ellas se les ha bajado el precio, otras se han congelado y otras, en lugar de venderlas como piezas nobles, se han enviado a otros canales, pero con precios que no son los que deberían tener”, expresa el presidente de la asociación.

En cuanto a la exportación de animales, Montori explica que el año pasado fue bien, y siguen saliendo barcos. “Las exportaciones se mantienen para este año, aunque no dependen del ganadero, dependen de que los países que están comprando la carne de aquí sigan haciéndolo”, indica, y es que, la exportación es una gran salida para “muchísimos terneros de nuestra provincia”, hay muchas empresas que se dedican a exportar estos animales, subrayan desde Aarlim.

La situación por la pandemia también ha hecho que en el 2020 el sector ganadero se reinvente. En este sentido, el presidente de Aarlim dice que al suspenderse las ferias el pasado ejercicio -incluso el Figan que era en Zaragoza a principios de año se ha trasladado al próximo mes de septiembre, “suponiendo que se pueda hacer ya que no se sabe a ciencia cierta-, nos ha tocado hacer subastas ‘online”, expresa, y confiesa que “esto lleva mucho más trabajo porque no es lo mismo ver los animales en las ferias que verlos en vídeos de manera virtual”.

Los ganaderos están adaptando las ventas y las subastas de manera virtual “porque no nos queda otra, ya que quien necesita comprar un toro o un novillo lo tiene que comprar”, por ello, se han visto obligados a hacer vídeos, comunicaciones y subastas a través de plataformas ‘online’, ya que debido a la crisis del coronavirus “es la manera de que le llegue al comprador el producto que tú quieres vender”. Pese a ello, Montori reitera que “está claro que gusta mucho más ver a un novillo en vivo y en directo, pero a falta de esa presencia, es cierto que las nuevas tecnologías ayudan muchísimo a la hora de vender un animal en estos momentos”.

En lo que respecta al ánimo de los ganaderos, Montori manifiesta que esta “un poco bajo porque se están poniendo en su contra muchísimas cosas”. 

“Al final nos van a afectar los proyectos cofinanciados por el Ministerio y por Europa para hacer carne artificial, con piensos compuestos, nos van afectar las modificaciones de la PAC o el tema del lobo y del oso, o la subida del precio de los cereales y de los piensos; ahora se juntan varias cosas, es cuestión de que todo vuelva a los cauces de antes”, lamentan desde Aarlim.

Por ello, este 2021 se presenta “con incertidumbre”, ya que “con todas las modificaciones de la PAC no se sabe cómo va a venir el ejercicio, un día te dicen una cosa, al día siguiente lo contrario, y qué duda cabe que la PAC al vacuno de carne le va a tocar”, expresa. Además, este es “un año con más trabajo y más inversiones a nivel de experimentación y de innovaciones para con la raza con el fin de poder rentabilizar más nuestras ganaderías”, reconoce.

Pese a ello, Montori dice que, si hay salud “y vuelve el poder salir a la calle y el consumir como antes, y con la vacuna, las perspectivas son buenas”. “Tenemos que mejorar y trabajar en experimentación, en innovación, en unir las sinergias entre la ganadería extensiva y la intensiva, unirnos todos para que todo vuelva a funcionar. Creo que peor que el año pasado no vamos a estar, tenemos que pensar en positivo, no hay que verlo todo negativo”, concluye.

Etiquetas