Cinca Medio

SOLIDARIDAD

Campaña para recaudar fondos para los bancos de alimentos de Monzón

Los importes íntegros de la venta de las pulseras solidarias se donarán a Cruz Roja y Cáritas

Presentación de la campaña de Pulseras Solidarias
Presentación de la campaña de Pulseras Solidarias
A.M.

La sección CLIA-Nitos del Consejo Local de Infancia y Adolescencia de Monzón ha puesto en marcha la campaña Pulsera Solidaria, con la que recaudarán fondos destinados íntegramente a los programas de alimentos de Cruz Roja y Cáritas. Las pulseras, que llevan impresa la leyenda Niños y niñas sin hambre 2021, cuestan un euro y pueden adquirirse en las seis farmacias de la ciudad y en la librería Pape Idea, colaboradores junto con Cincaprint de esta iniciativa.

Tras la vuelta a la presencialidad de los talleres del CLIA, el grupo de consejeros más pequeño comenzó a trabajar en este proyecto que trata de dar visibilidad a las necesidades que afrontan vecinos de la ciudad. Para ello, visitaron la despensa solidaria de Cáritas y conocieron los proyectos que lleva a cabo Cruz Roja en este mismo ámbito. A partir de ahí, comenzaron el diseño de las pulseras, eligieron los puntos de venta y crearon toda la campaña, a la que han dado este jueves el pistoletazo de salida y que se prolongará durante, como mínimo, todo el verano.

La concejal de Participación Ciudadana del Ayuntamiento de Monzón, Marta Montaner, y los miembros más jóvenes del CLIA han presentado esta iniciativa surgida de sus preocupaciones y nacida de una tormenta de ideas, con la que pretende recaudar 500 euros con la venta de todas las pulseras, “para poder ayudar a que todos los niños y niñas de Monzón tengan una buena alimentación y puedan crecer bien”, explican Aitana Carrera y Martín Llucia.

La responsable municipal del área agradece su implicación tanto a Cáritas como a Cruz Roja, que dieron a conocer su labor entre los niños, ayudándoles a tomar conciencia del problema, y a los establecimientos colaboradores, y resalta el hecho de que “unos niños que son pequeños, de entre 9 y 10 años, se han dado cuenta de la necesidad que hay de alimentos. Estamos muy contentos de que hayan sido capaces de diseñar y sacar adelante una campaña con esta preocupación. Ahora saben que lo que recauden ayudará a personas de Monzón”, señala Montaner.

Las pulseras están ya a la venta en la librería Pape Idea y en las farmacias Ibarz Gambón, Sasot, Mas Farré, Latorre Dobón, Córdova y Pascual. Además, los miembros del CLIA estarán vendiendo pulseras solidarias en el mercado mensual el 8 de agosto. La campaña cuenta además con la colaboración de la Asociación de Empresarios de Monzón y Cinca Medio.

Etiquetas