Jacetania

JACETANIA - EXPOFORGA 2019

Los criadores de Ovino Ansotano, galardonados

Acoan recibirá el Premio Expoforga por favorecer el asentamiento de población en Hecho y Ansó

Los criadores de Ovino Ansotano, galardonados
Los criadores de Ovino Ansotano, galardonados
R.G.

JACA.- El premio Expoforga 2019, que concede la Comarca de la Jacetania, corresponde a la Asociación de Criadores de Ovino Ansotano (Acoan) en base a tres motivos: aunar los valores de la recuperación de una raza autóctona, desarrollar la ganadería extensiva y favorecer el asentamiento de la población en el medio rural.

La entrega del premio será el domingo a mediodía en la carpa de la feria, coincidiendo con el acto previsto a las 11:30 horas en el que se celebrarán las subastas de ganado y se otorgarán el premio a la Biodiversidad y los del Concurso Morfológico de la raza Ansotana.

El galardón pone en valor la labor de Acoan a la puertas de su mayoría de edad. La entidad presidida por el ganadero cheso Antonio Casajús se creó en julio de 2001 en Ansó con el reto de recuperar una raza comarcal y fomentar la actividad ganadera, velando por la pureza y la selección del ovino ansotano.

La raza Ansotana se ubica principalmente en la Jacetania, sobre todo en los valles de Hecho y Ansó, del que toma su nombre. Sin embargo, se extiende por el este hacia Canfranc, tras su inclusión en otros valles pirenaicos aragoneses. Con frecuencia, esta raza se confunde con la roncalesa al oeste, en el valle navarro del Roncal.

Se trata de una especie rústica, resistente y versátil, que ha supuesto la base de la vida de los valles de Hecho y Ansó durante siglos, siendo un factor importante para la economía. También, es soporte de la alimentación de las familias y favoreció el mantenimiento del ecosistema. La lana de esta raza era la más cotizada de la región.

El trabajo de Acoan fue imprescindible para recuperar la raza Ansotana. La asociación comenzó con 1.050 animales y hoy cuenta con más de 8.970 inscritos en el libro genealógico y 13 socios, incluyendo 5 jóvenes ganaderos incorporados en los últimos años.

La recuperación de la raza Ansotana supone un impacto positivo para el medio ambiente, mediante el aprovechamiento racional de los pastos, lo que mejora la fauna y la flora, al mantener caminos, sendas y el paisaje del Parque Natural de los Valles Occidentales.

Etiquetas