Jacetania

temporada de esquí

Candanchú abre sus puertas “con grandes expectativas”

Empresarios, profesores de esquí y aficionados, convencidos de que será una buena campaña

Disfrutando de las primeras horas de apertura de la estación.
Disfrutando de las primeras horas de apertura de la estación.
R. G.

Tras una temporada en blanco por culpa del Covid-19 y unos meses de incertidumbre sobre su apertura, Candanchú ha vuelto por sus fueros, abriendo este jueves su campaña 21-22 con ‘una de esas nevadas que no se olvidan’. Lástima que del primer día solo ha podido disfrutar un pequeño número de esquiadores, al tratarse de una jornada laborable que ha resultado un tanto desapacible.

A pesar de todo, con la abundante nieve que hay en sus pistas “es la situación ideal para la puesta a punto de la estación”, según su director, Álvaro Luna, para el que la temporada llega “con ilusión y muchas ganas”, al producirse el ansiado reencuentro con los esquiadores, que llega además en el marco del proyecto 100 K, impulsado junto a Astún.

La campaña arranca “con grandes expectativas” en Candanchú, que abrió las zonas de Pista Grande y el Tobazo. Su intención es incorporar La Tuca y Rinconada, pues “se espera que desde el viernes haya una alta afluencia de esquiadores” de Navarra, País Vasco, Zaragoza o Madrid.

Por desgracia, el primer día de la campaña “no ha sido el mejor para lucirse, pero estamos muy ilusionados tras la pesadilla de saber si abrían o no”, como ha explicado la directora del Hotel Edelweiss de Candanchú, Amparo Lecumberri. “Ver la estación abierta da tranquilidad, seguridad y ganas de continuar adelante. Y más habiendo tanta nieve y con el forfait conjunto con Astún”, agregó.

Entre los primeros esquiadores ha estado Jon Lapetra, un joven de Zaragoza, que ha cambiado el valle de Tena por el del Aragón. “Solemos ir más a Formigal, pero al estar cerrado, hemos venido a Candanchú”, ha asegurado, junto a la cafetería de Pista Grande.

También se han dado cita Lucas Limousin, guipuzcoano, y Valentina Pinos, de Villanúa, ambos profesores de esquí en Candanchú. “La estación está muy bien, con una calidad de nieve óptima. Llevamos toda la vida aquí y había que estar el primer día”, han declarado, seguros de que será un gran invierno. “Este año pinta bien. Se va a trabajar mucho y va a ser una temporada increíble”, han concluido.

Etiquetas