La Hoya

LA HOYA - POLÍTICA HIDRÁULICA

Riegos del Alto Aragón entiende que las actuaciones del embalse de Biscarrués “no han finalizado”

La entidad apunta que “lejos de lanzarnos a una nueva búsqueda de alternativas es necesario respetar el dinero público y finalizar el procedimiento”

Riegos del Alto Aragón entiende que las actuaciones del embalse de Biscarrués “no han finalizado”
Riegos del Alto Aragón entiende que las actuaciones del embalse de Biscarrués “no han finalizado”
R.G.

HUESCA.- La Comunidad General de Riegos del Alto Aragón considera que el contenido de la sentencia del Tribunal Supremo que desestima sus recursos contra el fallo de 2017 que anuló el anteproyecto y la Declaración de Impacto Ambiental del embalse de Biscarrués "deja claro que no pone fin al proyecto".

En un extenso comunicado de prensa, Riegos destaca que en el fundamento séptimo de la sentencia, conocida este martes y con fecha del pasado día 18, se hace constar que "en el caso presente las actuaciones procedimentales en relación al proyecto de la obra del embalse de Biscarrués no han finalizado".

A su juicio, la sentencia deja clara la necesidad de un "mayor rigor" por parte de la Administración en la realización de sus argumentaciones y, sobre todo, en la justificación de interés público superior, un concepto sobre el que Riegos reconoce que el fallo del Supremo "sienta jurisprudencia" y que "clarifica", al no estar hasta ahora definido.

Por ello, entiende que "es una importante llamada de atención para que se trabaje con el máximo rigor en la aplicación de la normativa europea y su transposición al derecho español, cuestión que siempre es deseable".

Y se pregunta "por qué no se hizo correctamente la declaración de interés público superior" si es una normativa conocida por la administración.

"Cualquiera de las respuestas -prosigue Riegos-, bien sea por desconocimiento o por falta de interés en la realización de la obra o lo que es peor intencionadamente desde instancias políticas, deja en pésima posición a la Administración Pública, responsable final y real tanto del proyecto como de su tramitación, e igualmente responsable de la satisfacción de las demandas y el correcto desarrollo de la actividad económica".

Riegos señala que "la sentencia de ningún modo entra a la valoración de la necesidad, el interés público y/o la prioridad de la obra del embalse de Biscarrués".

En este sentido, para la Comunidad de regantes son "destacables" tres afirmaciones contenidas en los fundamentos de la sentencia del pasado lunes. Una de ellas que dice que " en el presente asunto (...) no procede el examen de normas administrativas posteriores al 2012" (cuando se aprobó el expediente de información pública y el anteproyecto". La segunda cuando se dice apunta que " el proyecto, es decir, el trámite final antes de la contratación de la obra deberá cumplir lo previsto en la DMA (Directiva Marco del Agua) y RD 907/2009, artículos 4, 7 y 35 respectivamente, en cuanto a la explicación y justificación del interés público superior que permite la alteración de las masas de agua superficiales afectadas por la construcción del embalse de Biscarrués". Y la tercera afirmación que destaca Riegos es la que dice: "En el caso presente las actuaciones procedimentales en relación con el proyecto de la obra del embalse de Biscarrués no han finalizado. Y en el presente asunto no ha habido impugnación de Plan Hidrológico alguno. Por ello, la respuesta a esta cuestión por supuesto es afirmativa, pues así lo exige la normativa, precisando que ello tendrá lugar antes del final de la fase de proyecto, antes de la contratación de la obra. Sin que pueda esta sentencia examinar resoluciones o disposiciones administrativas (Planes Hidrológicos 2014, 2016) ajenos a este recurso".

Por todo ello, Riegos entiende que "lejos de lanzarnos a una nueva búsqueda de alternativas al embalse de Biscarrués, es necesario respetar el dinero público y finalizar el procedimiento del embalse".

Añade que "el embalse de Biscarrués cuenta con un nuevo proyecto que respeta los Acuerdos de la Mesa del Agua de Aragón (...). Este proyecto no ha sido invalidado por la sentencia, y como se observa en ella, su tramitación y nueva declaración de impacto ambiental deberá justificar debidamente el interés público superior de la obra, y deberá ser en el proyecto donde se cumpla lo estipulado en la DMA (Directiva Marco del Agua) y RD 907/2009, artículos 4, 7 y 35 respectivamente".

Insiste en que "el proyecto está finalizado en espera de la decisión política que permita poner en marcha el trámite de nueva declaración de impacto ambiental".

"La sentencia -prosigue- se expresa con claridad al respecto, anula lo dispuesto en los años 2011 y 2012, pero expone rotundamente que nada tiene que decir sobre actuaciones posteriores. Por tanto, se cuenta con proyecto, que ya ha sido sometido a información pública y que esta a la espera de voluntad política".

Por último, afirma que "abandonar el proyecto de embalse de Biscarrués es marcar quienes son los vencedores y quienes los vencidos en la regulación del río Gállego".

Etiquetas