La Hoya

LA HOYA

Alcalá de Gurrea reabre su escuela después de 27 años

El espacio servirá para acoger a escolares ucranianos de entre 3 y 12 años que residen en la residencia Virgen de Astón de la localidad

Espacio de la ludoteca, que servirá para impartir clases a escolares ucranianos en Alcalá de Gurrea.
Espacio de la ludoteca, que servirá para impartir clases a escolares ucranianos en Alcalá de Gurrea.
S. E.

La reapertura de la antigua escuela de Alcalá de Gurrea reconvertida en ludoteca en la casa consistorial, devolverá a la localidad su actividad tras permanecer 27 años cerradas para impartir clases, en este caso a once niños ucranianos de entre 3 a 12 años que residen en la Residencia Virgen de Astón de la localidad, junto a sus familiares desde que comenzara la guerra con Rusia.

El Ayuntamiento de Alcalá de Gurrea ha recibido este lunes el visto bueno de la Consejería de Educación tras la petición del consistorio y evitar que los niños tengan que desplazarse todos los días a Almudévar que junto a Alcalá de Gurrea pertenecen al Colegio Rural Agrupado (CRA) Violada Monegros y con ello permanecer más cerca de sus familias, explicó el alcalde de Alcalá de Gurrea, José Eugenio Marín.

Tras recibir el visto bueno, tan solo quedará adaptar el mobiliario a las nuevas clases que regresarán a este espacio que antiguamente se destinaba a las escuelas.

“La propusimos a la Consejería de Educación esta iniciativa para evitar ir más a Almudévar, al no dominar mucho el español”, comentó el regidor municipal.

El visto bueno de Educación quedado refrendado tras la visita de la junta directiva del CRA “Violada Monegros”.

“Los niños vienen de Ucrania y hay que imaginarse que dejar a sus hijos en el autobús cada día y que vayan a un colegio que no conocen ni a los profesores no es lo mismo que recibir las clases en Alcalá de Gurrea”.

De este modo, para los escolares y las familias, “la alegría ha sido muy grande de que nos permitan habilitar el colegio para esta situación”.

Los niños escolarizados este año en Alcalá, indica el alcalde, “son niños de 3 a 12 años, hasta sexto de Primaria”.

El alcalde de Alcalá de Gurrea se ha referido a la “situación excepcional” de la escuela de modo que “lo más normal es que los niños de Alcalá que ya estaban asistiendo al colegio de Almudévar lo sigan haciendo”.

De este modo, desconoce cómo será la situación en la que se encontrará el colegio de Alcalá dentro de un año aunque no descartó nada de cara al final del curso y la posibilidad de que el colegio siga abierto una vez finalice el conflicto bélico entre Rusia y Ucrania. “Creemos que para los refugiados de Ucrania es importante tener a los hijos lo más cerca posible, al encontrarse en un país que no es el suyo y con los problemas que han vivido”, recalcó el regidor municipal quien considera que el servicio provincial de Educación ha entendido la situación.

El inicio de las clases y con ello la reapertura de las antiguas escuelas de Alcalá de Gurrea está previsto para el próximo 8 de septiembre con un horario reducido.

Ahora vamos con lo que nos va marcando el Ministerio de Educación y la Unión Europea”, explicó el alcalde para el que “ya se ha dado el primer paso” con la reapertura de la escuela en la localidad.

Etiquetas