Monegros

LOS MONEGROS - CORONAVIRUS DESESCALADA

Sariñena no abrirá al público en verano sus piscinas municipales

El alcalde recuerda que la localidad "ha sufrido de manera especial el azote de la pandemia" y que la decisión es "difícil pero muy acertada" por el interés general

El Club Natación Sariñena, en desacuerdo con la no apertura de las piscinas
El Club Natación Sariñena, en desacuerdo con la no apertura de las piscinas
M.B.

SARIÑENA.- El Ayuntamiento de Sariñena no abrirá este verano las piscinas municipales. Las autoridades buscan, por un lado, evitar contagios y, por otro, adaptarSariñena, una de las poblaciones más golpeadas por el virus, a la nueva normalidad. "Hay una serie de normas que son muy estrictas, a la vez que necesarias y desde el Ayuntamiento sí que se hubieran podido cumplir porque somos capaces, pero no todos los pueblos han pasado por las circunstancias que hemos vivido en Sariñena", subraya Juan Escalzo, alcalde de la capital monegrina, que reconoce que pide un "sacrificio más" a los sariñenenses.

El anuncio ha tenido lugar al día siguiente de que el ayuntamiento hiciera pública la reunión de la corporación municipal y su comisión de portavoces, ampliada con los alcaldes pedáneos, en la que se debatió sobre la conveniencia de la apertura de las piscinas municipales esta temporada de verano.

La entrada a la fase 2 permite abrir, cumpliendo, eso sí, "unas normas sanitarias muy exigentes, con una limitación del aforo de la instalación al 30%, lo que hace casi inviable la posibilidad de apertura". Tal y como se ha comunicado desde el Consistorio, todos los grupos políticos tienen claro "que debe primar la salud de los vecinos antes que cualquier otro criterio de oportunidad y conveniencia personal o política". Por ello, prevén que las piscinas municipales de Sariñena permanecerán cerradas este verano.

En dicha reunión se ha valorado "que nuestro municipio ha sufrido de manera especial el azote de esta pandemia con un elevado número de fallecidos. Todavía hoy nuestra residencia es un centro positivo puesto que hay mayores que siguen sufriendo este terrible virus. Lo acontecido en estos últimos tres meses ha sido una situación tan terrible y tan dura que nos va a costar mucho tiempo remontar y volver a retomar la normalidad en nuestras vidas", señala el primer edil, subrayando que "es una decisión que no pretende perjudicar a nadie, sino todo lo contrario, se trata de proteger a todos".

Ya el ayuntamiento decidió hace unas semanas suspender las fiestas municipales y eventos tan importantes como Femoga, aun siendo en septiembre, "puesto que mientras este virus no esté totalmente controlado, no nos vemos con la seguridad de hacer ningún evento masivo de personas".

El alcalde explica que en la reunión "todos estuvieron de acuerdo, salvo un concejal que está en contra del cierre, pero en estos momentos no se puede mirar por los intereses personales". En caso del rebrote, el edil sariñenense opina que "el Ayuntamiento está muy bien preparado, de momento la residencia sigue en estado de positivo, estamos haciendo un espacio para visitas y la miniresidencia sigue preparada, nunca nos cogería desprevenidos".

La mayoría de los sariñenenses han aplaudido la decisión del ayuntamiento sobre el cierre de las piscinas, si bien una minoría ha mostrado su desacuerdo a través de las redes sociales. Al respecto, el alcalde considera que "en la actualidad hay que mirar el interés de todos y está decisión ha sido difícil pero muy acertada".

Por otra parte, la Comarca de Los Monegros reunió a todos sus alcaldes, que manifestaron que valorarán si abren o no una vez vistas las prescripciones del Gobierno de Aragón y lo que dictamine la normativa.

En general, la mayoría de municipios abrirán sus piscinas a primeros de julio, "eso sí, siempre cumpliendo escrupulosamente todas las medidas sanitarias. Otros están esperando la visita de Sanidad o reuniones en sus ayuntamientos para tomar la decisión", destaca el presidente comarcal, Armando Sanjuán, que insiste en que "todos manifiestan que van a ser muy cuidadosos y exigentes en que se cumplan todas las medidas ya que no podemos olvidar que el virus sigue entre nosotros".

Además, se ha solicitado a Sanidad que visite todas las piscinas municipales. "A Lalueza ya han venido y nos han dado toda clase de pautas y recomendaciones para la apertura", que va a ser durante la primera semana de julio y el cierre el 31 de agosto, explica Sanjuán.

Así, todos los pueblos monegrinos abrirán sus piscinas durante la primera semana de julio, si bien Castejón de Monegros, en espera de la visita de Sanidad y la realización del pleno municipal, no lo pueden confirmar.

"En principio, si la decisión fuera mía no las abriría, pero hasta la visita de Sanidad no se puede confirmar nada", explica su alcaldesa, Ana Puey, que recuerda que Castejón de Monegros acoge en verano a muchos foráneos que vienen desde Cataluña o Madrid.

Etiquetas