Monegros

LOS MONEGROS - CRECIMIENTO EMPRESARIAL

Electrodomésticos Monsobe amplía sus instalaciones en Sariñena en su décimo aniversario

La firma monegrina, en permanente adaptación, ha logrado erigirse en un referente esencial durante esta compleja etapa

Electrodomésticos Monsobe amplía sus instalaciones en Sariñena en su décimo aniversario
Electrodomésticos Monsobe amplía sus instalaciones en Sariñena en su décimo aniversario
M.B.

SARIÑENA.- Electrodomésticos Monsobe destaca por contar con electrodomésticos de primeras marcas, servicio de instalación y reparación "y ahora hemos ampliado con una nueva sección de menaje para la cocina", señalan Armando Monesma y Lorenzo Sobella. Se ha consolidado como una empresa reconocida en todo el ámbito monegrino. Además de en la venta, también están especializados en el servicio de postventa y de reparación, que permite que la relación con el cliente no solo se reduzca a la transacción. "Durante todos estos años hemos visto cómo ha evolucionado el mercado de los electrodomésticos, primero en macrotiendas, luego grandes cadenas multiproducto y la invasión de las páginas web. Nos mantenemos porque no todo es precio. Siempre damos el mejor servicio posible y, cómo no, con una gran profesionalidad y prescripción del producto necesario para cada uso".

La firma cuenta con una amplia cartera de productos que incluyen desde los clásicos electrodomésticos hasta la nueva ampliación de menaje de hogar. Todo ello es posible gracias a su capacidad de conectar con los compradores, entender sus necesidades y ofrecerles aquello que mejor se adapte a sus demandas debido a su cercanía y a la confianza que despiertan. Además cuentan con especialistas muy profesionales para las reparaciones "con la habilidad de Armando a la cabeza, para meter mano a un electrodoméstico, es una experiencia y virtud de muchos años. Con 8 años, contaba su madre que desmontaba los televisores en piezas como si de un juguete de tratase, cuando lo daban por perdido al televisor, en horas lo volvía a montar y funcionaba. Es un talento que no se aprende en una escuela".

Ha apostado por las nuevas tecnologías y la innovación como modo de ofrecer cada vez un mejor servicio.

Fue en el año 2010 que Electrónica Monsobe abría sus puertas en la Avenida Huesca de Sariñena y gracias al espíritu emprendedor de sus propietarios, en diciembre de 2016, inauguraban las nuevas instalaciones, también en la avenida Huesca. "En la nueva tienda, aparte de tener más espacio y de dotar de una mejor imagen y prestigio al negocio, el cliente se siente mejor, al final todo se hace para que el cliente este más a gusto".

Siempre es el mismo objetivo "que tuvimos antes de abrir el negocio. Sigue siendo la base actual: servicio, servicio, servicio... Por eso tenemos claro que el día que no se dé ese servicio el negocio desaparece. A veces no hemos podido darlo como a los clientes les hubiera gustado en cuanto a rapidez, pero hay temporadas que es imposible llegar en el momento y al lugar preciso, sobre todo este año por la pandemia". Están en adaptación constante, "y eso que es negocio clásico, reparación, sustitución y servicio posventa pero cambian modelos de aparatos, proveedores nuevos, trabajar a través de los seguros del hogar, cambio en las instalaciones de antenas de televisión 4G y 5G y un largo etcétera. En una zona rural como la nuestra es difícil en un negocio poder diferenciar nuestra vida laboral y personal".

En tiempos de pandemia, los electrodomésticos son más necesarios que nunca. Al mismo tiempo, la visita de un técnico puede ser complicada por la declaración del estado de alarma y la paralización de la actividad. "En la desescalada hubo que hacer frente a lo que se dejó de hacer porque la gente se retrajo con la pandemia y todo lo que se demandaba de nuevo, (el final de primavera y verano de este año ha sido duro...) Por eso nos damos cuenta y nos duele que no se haya considerado como "negocio esencial" y otros sí. Teníamos llamadas hasta los domingos, la gente tenía miedo a estar con un electrodoméstico estropeado".

Esta situación atípica y totalmente excepcional ha convertido nuestros domicilios en el epicentro de toda nuestra vida, provocando un cambio de hábitos y costumbres. De ahí el aumento de consumo del electrodoméstico por "la adaptación a estar más en nuestras casas, y se hace con más ilusión, ya que antes se hacía por obligación y no se le daba la importancia que tiene esta faceta".

Etiquetas