Somontano

SOMONTANO - PATRIMONIO RELIGIOSO

La Generalitat será finalmente parte en el litigio de los bienes

El juzgado de barbastro, que lleva a causa, admite la pretensión del Ejecutivo catalán de ser "codemando"

La historia del litigio se condensa en 36 tomos con 25.000 folios y 1.017 documentos
La historia del litigio se condensa en 36 tomos con 25.000 folios y 1.017 documentos
Á.H.

BARBASTRO.- Carlos Lobón, titular del Juzgado de Barbastro, ha admitido a la Generalitat como parte codemandada adhesiva simple (coadyuvante) en la demanda por vía civil que presentó el Obispado de Barbastro-Monzón por la propiedad de 111 obras de arte de 49 parroquias afectadas por el Decreto de la Congregación para los Obispos de 8 de septiembre de 2005. La Generalitat presentó el escrito de alegaciones el 28 de junio de 2019 pero el Juzgado ha rechazado la petición de retrotraer las actuaciones previas al juicio oral celebrado los días 16 y 17 de mayo en Barbastro.

Las alegaciones presentadas no interrumpen el proceso en la fase actual, de visto para sentencia, que podría conocerse entre septiembre y octubre. La reacción del Obispado y del Gobierno de Aragón -parte coadyuvante- ha sido inmediata con recursos de reposición contra la prueba documental (6 documentos) que acompaña las alegaciones de la Generalitat porque no proceden, según informaron ayer los abogados de la parte aragonesa.

En los recursos piden que se rechacen porque el artículo 13 de la Ley de Enjuiciamiento Civil permite alegaciones pero no presentar documentos, "deben ser rechazados e inadmitidos de plano, expulsándose de los presentes autos porque equivaldría a haberse personado en fase de prueba del procedimiento, ya practicada y fenecida en las actuaciones".

Joaquín Guerrero, abogado de Obispado, valoró esta maniobra de la Generalitat en términos de "escándalo y tomadura de pelo, hasta cierto punto, porque va en contra del derecho procesal". Al mismo tiempo, reiteró que "no se pueden retrotraer las actuaciones pero no se interrumpirá el proceso". En su opinión, "se trata de una estrategia similar a cuando pidió la suspensión del juicio porque que no tuvo conocimiento del mismo. Aquello no era creíble porque las fechas eran públicas desde que las fijo el juez tras la audiencia previa del 29 de noviembre de 2018".

Al mismo tiempo, recordó "antes del juicio, el Obispado anunció que no presentaría alegaciones para la comparecencia de la Generalitat como parte coadyuvante aunque sin efectos retroactivos para presentar pruebas ni testigos porque ese plazo ya había pasado. Ahí no estuvimos conformes y ahora tampoco en que presenten seis documentos y menos la posibilidad de efectos retroactivos que ocasionaría clara indefensión".

Alberto Gimeno, abogado del Gobierno de Aragón que intervino en el juicio celebrado en Barbastro, informó que "es una situación irrelevante para el proceso con intención de forzar la situación con tácticas extrañas pero presentaremos alegaciones como parte codemandante con el Obispado"

Jorge Español, abogado que forma parte del equipo de Joaquín Guerrero, señaló que "la Generalitat pretende que el Juez de Barbastro solo decida sobre la propiedad de las obras y no pueda dar la orden de sacarlas del Museo de Lérida sin autorización previa de la Generalitat, en una situación similar a la del litigio de Sijena".

Además, "alegan la Resolución Mieras, de 5 de abril de 2006, que no vincula para nada al Obispado ni tampoco a sus parroquias. Por otra parte, el Tribunal Supremo ya sentenció que la colección del patrimonio cultural catalán del fondo diocesano de Lérida, en el Museo, no es impedimento para que las parroquias aragonesas levanten el depósito de sus bienes y los recuperen de forma definitiva".

ESTRATEGIA SIMILAR A SIJENA

La estrategia de la Generalitat es similar a la que utilizó en el litigio de Sijena que afectó a la devolución de 44 obras de arte depositadas en el Museo de Lérida. En aquella ocasión, los resultados fueron negativos porque la Audiencia Provincial rechazó los documentos que presentó el Consorcio del Museo por la misma vía del artículo 13. Los abogados del Obispado se refieren a aquel Auto de fecha 6 de junio de 2017 como "un precedente a tener en cuenta" por Carlos Lobón, titular del Juzgado de Barbastro, de quien dependerá la decisión.

MUCHO MATERIAL

La documentación aportada por la Generalitat se suma a la recopilada en la demanda por vía civil, en 36 tomos con 25.000 folios y 1.017 documentos presentados por Obispado de Barbastro-Monzón, Gobierno de Aragón (demandantes), Obispado de Lérida y Consorcio del Museo (demandados). En conjunto, un trabajo concienzudo desde que se anunció la demanda del Obispado de Barbastro-Monzón para reclamar la devolución de 111 obras que son propiedad de las parroquias aragonesas -por vía eclesiástica- aunque será el juez quien decida ante la reclamación de propiedad de 83 piezas del Obispado de Lérida.

Etiquetas