Somontano

SOMONTANO - SECTOR PRIMARIO

Fuerte bajada de la producción olivarera en la comarca del Somontano

En 2019 las almazaras molturaron un 49 % menos que en la campaña anterior

Fuerte bajada de la producción olivarera en la comarca del Somontano
Fuerte bajada de la producción olivarera en la comarca del Somontano
Á.H.

BARBASTRO.- La buena calidad del aceite ha "salvado" la campaña olivarera en el Somontano, cerrada con 1.723.000 kilogramos molturados entre seis almazaras. El descenso en común ha sido de 1.652.000 kilos, que representan el 49 % menos respecto a la campaña de 2018 y queda lejos de las previsiones estimadas en los inicios de campaña, a mediados de octubre.

Cinco almazaras finalizaron en la primera quincena de diciembre y la restante, Aceites Noguero, molturó este martes las últimas olivas, con lo que cerró con mucha antelación respecto a la fecha habitual del 2 de febrero.

Las cifras finales son las peores desde 2014 y están entre las tres más bajas de la década (2010-2019). El aceite se ha vendido bien pero los precios compiten "a la baja" con el mercado andaluz, que es la referencia nacional en el sector. En la almazara más importante del Somontano por volumen, se han pagado al agricultor entre 0,30 y 0,50 euros.

Los motivos del fuerte descenso han sido el calor excesivo, la ausencia de tormentas de verano con afecciones importantes, la sequía, el mal cuajado en floración y en menor medida la "mosca del olivo" en zonas delimitadas con daños en frutos atacados que caen al suelo, según las fuentes consultadas por este periódico.

Fernando Noguero, gerente de Aceites Noguero, la mayor almazara por volumen, fijó la cifra definitiva en 650.000 kilogramos frente a las estimadas de 800.000 kilos y reconoció que ha sido "la campaña más baja desde el año de las fuertes heladas". "Se ha terminado con mucha antelación y se salva la gran calidad del aceite, que se ha vendido bien durante la campaña de Navidad. En la práctica, poco aceite y precios a la baja", añadió. En esta almazara se molturaron las últimas olivas con predominio de las variedades arbequina, empeltre y verdeña.

Antonio Campo, gerente de Cooperativa San Antonio, informó en términos similares sobre una producción de 443.000 kilos frente a las estimaciones iniciales de 600.000 kilogramos. Las tareas de molturación finalizaron el 20 de diciembre con variedades empeltre, arbequina y verdeña. En esta campaña se modernizaron las instalaciones con batidores nuevos y cuatro cuerpos para molturar 1.500 kilos a la vez. Las mejoras afectan a cintas transportadoras y dependencias.

Sergio Ferrer, de Aceites Ferrer (Bierge), fijó las cifras finales en 450.000 kilos, algo menos que los 500.000 estimados. Supusieron el segundo mayor volumen del Somontano. La campaña finalizó el 16 de diciembre con predominio de las variedades negral, alquezarana y, en menor cantidad, verdeña, habituales entre las localidades de la zona.

Carlos Domínguez, gerente de Ecostean (Costean) con su hermano Luis, informó de 120.000 kilos, con un descenso ligero respecto a las previsiones de 140.000 entre las variedades habituales, además de blancal, piga y piqual, con las que se elabora el aceite ecológico, referencia de la empresa. Las tareas finalizaron el 20 de diciembre y, según Domínguez, han "salvado los muebles".

En la almazara La Unión (Salas Altas) se cumplieron los pronósticos de 40.000 kilos , la mitad de los cuales se distribuyen entre 50 socios y el resto se pondrá a la venta, informó Cosme Carpi, quien se refirió "a una mala campaña en cantidad y buena en calidad". "A mediados de noviembre ya estaban cogidas todas las olivas", sostuvo.

Por último, en Alquézar también se alcanzaron las previsiones habituales, de 20.000 kilos, que se distribuyen entre los socios, tras "una recogida rápida que se terminó el 6 de diciembre", según Mariano Altemir, alcalde de la localidad y uno de los promotores de la Denominación de Origen Aceite del Somontano, en la que participan 15 entidades gestionadas por el Ceder Somontano.

Etiquetas