Somontano

BIENES

Lérida ha expuesto hasta el fin de semana las obras que quedan por devolver

Este miércoles está prevista la cuarta y última entrega de los 41 bienes que aún siguen en el museo leridano

Dos niños miran el Retablo de San Antonio Abad de Monzón, expuesto en el Museo de Lérida.
Dos niños miran el Retablo de San Antonio Abad de Monzón, expuesto en el Museo de Lérida.
Eva Cortijo (Segre)

El Museo de Lérida ha expuesto hasta este fin de semana las obras más destacadas de la colección de 111 piezas de arte que devuelve al Obispado de Barbastro-Monzón por ejecución provisional de la sentencia que ordenó el juez Carlos Lobón, el 17 de diciembre de 2020, con plazo hasta el 15 de febrero de 2021. El goteo de visitantes ha sido constante en el Museo, donde se han expuesto las mejores obras desde que se inauguró en noviembre de 2007 en la etapa de Javier Salinas como administrador apostólico de Lérida (marzo de 2007-septiembre de 2008).

A partir de entonces, los visitantes han disfrutado casi 15 de años de las obras catalogadas Bienes de Interés Cultural (BIC), entre ellas los frontales de San Hilario de Buira (XII) y de San Vicente (XIII) de Treserra; predelas sobre tabla de Santa Lucía y San Bernardino (XV) de Zaidín y de Monzón (XVV), pintura sobre tabla de San Martín (XV) de Lascuarre, y retablo incompleto de San Antonio Abad (XV) de Monzón. También el retablo con imágenes de la Virgen, el Niño, San Fabián y San Sebastián (XV) de Portaspana, tablas del Nacimiento, Epifanía, Ascensión y Pentecostés ( XV) de Binaced, retablo dedicado a San Cristóbal (XV) de Santaliestra, y las pinturas sobre tabla del Calvario (XV) de Tamarite y de San Juan Bautista (XV) de Zaidín.

En muebles, destaca la arqueta de Buira (XIV); en escultura, la talla de la Virgen María (XIV) de Zaidín, imagen de madera tallada y policromada de Santa Ana con la Virgen y el Niño (XIV) de Capella y la talla en madera policromada de La Piedad (XV-XVI) de Ardanué. La mayoría salieron de sus iglesias en la etapa del obispo de Lérida Meseguer y Costa (1889-1905). De las dependencias del antiguo Seminario pasaron al Museo Diocesano y después al Museo de Lérida Diocesano y Comarcal que gestiona el Consorcio.

El Obispado de Barbastro-Monzón recupera el patrimonio de 49 parroquias entre 116 y 132 años después del traslado a Lérida. Miles de personas han visto en el Museo leridano una selección de las más valiosas. En los próximos meses, los vecinos y descendientes de muchas localidades ya tienen ganas de ver la exposición en las salas del Museo Diocesano de Barbastro-Monzón, que se inauguró hace diez años tras la rehabilitación del Palacio renacentista, cuando el obispo Juan José Omella (1999-2004) y el presidente del Gobierno de Aragón Marcelino Iglesias pensaron en la recuperación de las obras y en el Museo para acogerlas.

Hasta ahora, en tres entregas se han devuelto 70 piezas y obras de arte, y las 41 restantes llegarán este miércoles al Museo Diocesano.

El proceso judicial finalizará en Barbastro y continuará en la Audiencia Provincial con los recursos de oposición a la sentencia que presentaron ambas partes. El obispo de Barbastro-Monzón, Ángel Pérez, que tomó la decisión de reclamar los bienes con una demanda civil contra el Consorcio del Museo y el Obispado de Lérida, el 13 de febrero de 2018, no estará presente en la entrega de los últimos 41 bienes por coincidencia de fechas con una tanda de ejercicios espirituales en la Iglesia conventual del Sagrado Corazón de Jesús, en Almería.

Etiquetas