Somontano

Barbastro suscita el interés para visitar la torre campanario de su Catedral

La subdirectora del Museo Diocesano, María Puértolas, destaca la respuesta

Vista del conjunto de la torre de la Catedral de Barbastro junto al Museo Diocesano.
Vista del conjunto de la torre de la Catedral de Barbastro junto al Museo Diocesano.
A. H.

La apertura reciente de la torre campanario de la catedral de Barbastro para visitas culturales ha tenido “una respuesta muy buena” que refleja el interés por conocer el interior en el itinerario por 138 peldaños que llevan hasta el deambulatorio exterior. María Puértolas, subdirectora del Museo Diocesano, señala que “la sorpresa es general porque la torre por fuera no refleja lo que es por dentro ni cuenta todos los secretos que alberga y que se descubren peldaño a peldaño”.

En efecto, la torre campanario es una “sorpresa en piedra” para vecinos de Barbastro y quienes tienen interés por verla. En la puerta de acceso, Marga Pallaruelo informa a los visitantes que “descubren” el interior poco a poco. “Los grupos que han venido, entre ellos uno reciente de Sabadell que no conocían ni siquiera el Museo, finalizaron la visita con elogios” explica.

Hasta ahora, desde la apertura, el 21 de junio, con motivo de la festividad de San Ramón, “han pasado más de un centenar de personas y en general, les sorprenden el interior y la comodidad de visitarla, aunque haya 138 peldaños. La zona del campanario con las referencias de fechas, textos, mensajes escritos en piedra y la salida exterior al deambulatorio, excelente mirador, son los aspectos mejor valorados”, señala María Puértolas.

La reapertura fue posible después de nueve años cerrada para visitas porque el área de Servicios del Ayuntamiento facilitó la posibilidad de iluminar el último tramo de escaleras. Por otra parte, Somontano Social, empresa de la Comarca, proporciona el personal necesario para atender este monumento tan emblemático. Los visitantes valoran también las ventajas de la Pulsera Turística que por ocho euros incluye visitas a Catedral, Museo Diocesano, Capuchinas, Museo de Mártires Claretianos e iglesia de San Francisco.

La torre campanario con altura de 50 metros está catalogada Bien de Interés Cultural (BIC) y forma parte del conjunto de la catedral, declarado Monumento Histórico Artístico en 1923. Disfruta de la “máxima protección” amparada a la Ley de Patrimonio Cultural de Aragón.

Al mismo tiempo, Puértolas se refiere al aumento de visitantes en el Museo Diocesano desde que se exponen las obras de arte que son propiedad de parroquias aragonesas, devueltas por el Obispado de Lérida, en depósito judicial mientras siguen los recursos en la Audiencia Provincial de Huesca. “Estamos muy contentos, se ha notado un aumento muy significativo en cuanto a reservas en grupos que, en la mayoría de los casos, completan la visita al Museo y Catedral. En los primeros seis meses, la torre no estaba abierta pero el repunte de Pulseras para verla ha sido notable”.

En esta línea, “nos llevamos sorpresas agradables de gente que nunca había visitado el Museo y se quedan maravillados por el interés de la colección expuesta que permite un recorrido muy interesante para ver obras de diferentes estilos, siglos y épocas. La presencia del Velázquez es una sorpresa añadida gracias a la prórroga del propietario durante un año. Se nota la presencia de vecinos de localidades originarias de parroquias donde estuvieron las obras de arte religioso devuelto, que nunca las vieron hasta ahora, detrás de cada una de ellas hay historias diferentes”.

En el segundo semestre del año se plantea la posibilidad de realizar las obras de mejora y acondicionamiento en la plaza exterior dedicada a Manuel Iglesias y Enrique Calvera -fallecidos- que fueron delegados de Patrimonio y directores del Museo. En esencia, “se mejorarán los puntos de luz y la estética general con una imagen más atractiva e interesante”.

La Asociación de Amigos del Museo Diocesano, con censo de 452 socios, aportará recursos para la ejecución del proyecto.

Por otra parte, el próximo 30 de julio se reanudará “La noche en el Museo” que no ha sido posible en los dos años anteriores y estamos muy satisfechos porque el respaldo económico que dan al Museo nos permite hacer muchas actividades sociales. La asociación es un pilar fundamental”.

Etiquetas