Somontano

GRUPO RELIGIOSO

'Kikos' procedentes de parroquias de Roma peregrinan a Barbastro

El grupo católico visitó la iglesia del Corazón de María, la Catedral, y el monasterio de El Pueyo como recorrido de los mártires claretianos

Cinco autobuses llegaron a Barbastro este martes para visitar la iglesia del Corazón de María.
Cinco autobuses llegaron a Barbastro este martes para visitar la iglesia del Corazón de María.
Á.H.

Cerca de 300 jóvenes procedentes de parroquias de Roma que forman parte de grupos neocatecumenales peregrinaron hasta Barbastro en cinco autobuses, este martes, para visitar la iglesia del Corazón de María, primera que se fundó en España, que regentan los Misioneros Claretianos desde 1888. José María Beruete, director del Museo de los Mártires, les informó sobre los 51 mártires claretianos que beatificó San Juan Pablo II el 25 de octubre de 1992. La visita coincide con 30 años de aquella fecha.

La presencia se notó por las calles céntricas durante la jornada con visitas a la Catedral y al monasterio de El Pueyo, donde se conservan los restos de los benedictinos beatificados. El monasterio que regentan los monjes del Instituto del Verbo Encarnado fue uno de los lugares de reunión de los grupos de jóvenes procedentes de Roma. En horario vespertino, se trasladaron a la carretera de Berbegal, en el espacio donde fusilaron a los claretianos, dedicado al recuerdo y la oración.

La presencia de los 'kikos' se notó por las calles céntricas durante la jornada.
La presencia de los 'kikos' se notó por las calles céntricas durante la jornada.
Á.H.

Los tres lugares forman parte del itinerario relacionado con los mártires que formaron parte de la Diócesis de Barbastro. En la plaza del Mercado, los jóvenes atendieron la información sobre San Josemaría Escrivá, ante el Centro Entrearcos, donde estuvo la casa natal del barbastrense fundador del Opus Dei. La presencia con canciones religiosas por las calles se notó. El Camino Neocatecumenal es una organización católica fundada por Kiko Argüello y Carmen Hernández, en Palomeras (1964). Se definen como un itinerario de formación católica permanente al servicio de la catequesis, dependiente de los obispos. A nivel popular, se les conoce como 'kikos'.

Etiquetas