Cultura

MUESTRA DE TEATRO INFANTIL

Más de 200 niños, en la XX Muestra de Teatro Infantil que arranca este lunes

"Los fantásticos" de Cruz Blanca suben esta tarde al escenario como invitados

Más de 200 niños, en la XX Muestra de Teatro Infantil que arranca este lunes
Más de 200 niños, en la XX Muestra de Teatro Infantil que arranca este lunes
P.S.

HUESCA.- Arranca este lunes la Muestra de Teatro Infantil de Huesca que cumple veinte años como una cita ya consolidada entre los escolares. Así lo valora Julio Artero, coordinador de los Talleres Municipales de Teatro, quien señala que se trata de "una actividad completamente asentada en la ciudad".

Desde esta tarde, más de 200 niños, de entre 4 y 12 años, se convierten en actores "profesionales" en el Centro Cultural Manuel Benito Moliner. Y es que ese es precisamente uno de los objetivos de estos talleres y cursos extraescolares "sacar la actividad fuera del aula y darles la posibilidad a los niños de pisar un teatro de verdad", según Artero, quien comenta que es "un momento muy emocionante" para los chavales que "llegan como media hora o una hora antes del momento de la actuación y pasan a los camerinos, se les maquilla, suben al escenario, prueban las luces, escuchan la música por los altavoces, y no en un radiocasete como en la clase..., lo hacen todo igual que cualquier compañía de teatro profesional". Con lo cual, afirma que "eso es lo que hace interesante esta muestra".

Como buenos profesionales, los niños actúan sin nervios aparentes porque gracias a esta actividad ganan confianza y seguridad en sí mismos.

En este sentido, Artero detalla que haciendo teatro mejora no sólo la expresión corporal de los niños, sino que "ayuda a adquirir procesos creativos, mejora la capacidad de trabajo en grupo porque, como ocurre en muchos deportes, se necesita del compañero para que te dé la replica para continuar, además ejercitan la memoria y la atención, porque deben estar alerta todo el rato para saber en qué momento les toca, además de ayudar a la concentración".

Más de veinte obras, de entre 15 y 30 minutos cada una, dependiendo de las edades de los actores, pondrán en escena los alumnos de los colegios Pirineos-Pyrénées, Pedro J. Rubio, Sancho Ramírez, San Vicente, Alcoraz, Juan XXIII, El Parque, Santa Ana, la escuela de creativa Flipo y del Taller de Teatro Municipal, a partir de las 18 horas los días 27, 28, 30, 31 de mayo y 4 de junio.

Cada día se mostrarán entre cuatro y cinco representaciones teatrales con un pequeño descanso entre ellas.

Como curiosidad, esta edición cuenta como grupo invitado especial con Los Fantásticos de la Casa Familiar de Cruz Blanca, que presentan este lunes la comedia El fotógrafo Sisebuto, para el público familiar. El motivo de esta invitación, dice Artero, es "la buena relación que hay entre la Cruz Blanca y los talleres municipales como vecinos que somos en la calle Calatayud", y cuenta que, a pesar de ser adultos, porque está representada por usuarios de la entidad, se verá "una actuación con un toque infantil".

El coordinador de los talleres municipales expone que participar en esta muestra es muy seductor para los actores de Cruz Blanca que pueden mostrar su trabajo más allá de centro. "Es interesante -dice- salir y estrenar la obra sobre el escenario del centro cultural". Y hace hincapié en que "igual que para los niños es formidable poder ir a actuar a un teatro de verdad, lo es para los usuarios de la casa familiar".

La variedad sigue siendo la principal característica de la programación. Así, el público podrá disfrutar desde adaptaciones de cuentos como Caperucita roja o El flautista de Hamelín, hasta revisiones de películas como Mary Poppins, pasando por obras menos conocidas. Aseguradas están las risas y la ilusión.

Etiquetas