Cultura

FESTIVAL FOLKLÓRICO DE LOS PIRINEOS

Gavasa aúna en un libro la memoria y el alma del Festival Folklórico de los Pirineos

Más de 60 testimonios avalan su publicación, que ve la luz a las puertas de la 50ª edición

Gavasa aúna en un libro la memoria y el alma del Festival Folklórico de los Pirineos
Gavasa aúna en un libro la memoria y el alma del Festival Folklórico de los Pirineos
R.G.

JACA.- "Los jaqueses vieron en el festival una liberación, una manera de abrirse al mundo. Esto hizo que Jaca evolucionase más rápido que otras ciudades", según el periodista jaqués Juan Gavasa, que reside en Toronto (Canadá), desde donde a través de Internet presentó su nuevo libro este lunes por la tarde en el Salón de Ciento.

Yo también iré a Jaca. 50 años del Festival Folklórico de los Pirineos es el título de la obra editada por el Centro de Iniciativa y Turismo (CIT), cuyo diseño y maquetación realizó Mónica Ballarín. Se compone de 334 páginas y 480 fotos y está a la venta por 24 euros.

Juan Gavasa se propuso "construir un relato riguroso sobre la historia del festival, contrastando las fuentes documentales y la memoria de los protagonistas, de tal modo que la narración no repitiera las inexactitudes que se han dado por buenas a lo largo de los años". Según el autor, "aunque la historia del festival y su origen son claros, hay matices que es interesante incorporar para tener una foto completa".

Quien fuese jefe de prensa del festival durante 8 ediciones entrevistó a más de 60 personas, entre las que figuran Josechu Domínguez, Eduardo del Pueyo, Jesús Dumall, Inmaculada Suárez, Javier Ferrer, Pili Rubio, Blanca Tello, el presidente del CIT, José María Tomás; o el alcalde, Juan Manuel Ramón. También, fue decisiva la colaboración de Yves Haure, hijo de Louis Haure (cofundador del ciclo junto a Armando Abadía) y asesor histórico del libro.

A las puertas de la 50ª edición, "es el momento justo para hablar de cómo se generó el festival, qué hicieron las personas que lo sacaron adelante y las dificultades que hubo", según José María Tomás, que acompañó al autor junto al alcalde y la concejala Olvido Moratinos, para la que "el libro hace ver lo grande que fue la idea de crear un festival que evoluciona y mantiene sus dos pilares, como son el voluntariado y los actos en la calle".

La obra narra testimonios de periodistas como Lisardo de Felipe, el primero que siguió el festival para Radio Zaragoza en 1965; Antonio Angulo, exdirector del DIARIO DEL ALTOARAGÓN; o Ventura Chavarría, director del semanario El Pirineo Aragonés.

El contenido recoge una primera etapa de 1963 a 1989, que aborda el crecimiento del festival, que nació como espacio de libertad y tolerancia en tiempos de la dictadura. A partir de 1989, comienza a reinventarse superando crisis económicas, la desvinculación del Ejército y la desaparición del ciclo que se hacía los años pares en Oloron (Francia).

Etiquetas