Cultura

PRESENTACIÓN

La abeja Chusepa descubre la rica despensa del Somontano

El Área de Desarrollo del Ayuntamiento de Barbastro impulsa un cuento con los textos de Rita Piedrafita y las ilustraciones de Abraham Martínez

La abeja Chusepa descubre la rica despensa del Somontano
La abeja Chusepa descubre la rica despensa del Somontano
A.H.

BARBASTRO.- La variedad de productos en la Despensa de Barbastro es el hilo conductor del cuento titulado "La abeja Chusepa descubre la despensa de Barbastro y el Somontano", con textos de Rita Piedrafita e lustraciones de Abrahám Martínez.

El Área de Desarrollo de Barbastro, que preside Belinda Pallás, ha confiado en dos autores locales para editar el cuento en Gráficas Barbastro-Monzón.

La presentación tuvo lugar en Espacio Gutemberg, del Centro de Uned, donde estuvieron Imprentas Corrales y Miguel Hecho, predecesoras de la actual empresa editora.

Se explican, por tanto, las sensaciones emotivas de Miguel Hecho (hijo) porque en aquellos talleres inició su trayectoria. Sensaciones compartidas con los autores del cuento, primero conjunto, Rita y Abraham para que los pequeños lectores descubran que la despensa de Barbastro y Somontano también existe.

La abeja Chusepa se colará en las aulas de colegios para que los escolares conozcan, a partir de la miel, "campos de almendros con lonas para recoger el producto, viñedos, capazos repletos de olivas para el aceite, grandes huertas y plantaciones de tomate rosa", explica Rita.

Los vuelos de la abeja, "en busca de la miel" abren nuevas opciones para Chusepa porque descubre las chiretas "¿qué será una chireta ", además productos propios de panaderías, fruterías, charcuterías, pastelerías. La avidez de la osada Chusepa tiene premio con "cosas riquísimas como el aceite, el vino".

El ilustrador Abraham aporta el paisaje urbano para que sobrevuele el Paseo del Coso y la plaza del Mercado con verduras, hortalizas y ¡crespillos! Además, frutos secos, pasteles a base de almendras (Biarritz, 1903), pastillos de calabaza, helados y hasta ¡"vermú"! Hasta el final del cuento, la abeja no encuentra su miel porque, antes, los autores del cuento han optado por que conociera bien los productos de la despensa. Rita señala que "el objetivo principal es que los niños de Barbastro conozcan los productos del Somontano y derivados de la materia prima".

En su opinión, que coincide con Abraham, "ha sido una iniciativa genial porque en el viaje desde su colmena hasta la ciudad hace un recorrido en el que Abraham se ha recreado y la miel es el hilo conductor".

"Es un cuento para niños extensivo a padres y madres para que conozcan lo que tenemos en el territorio", añadió.

En la trayectoria de Rita Piedrafita, -crítica literaria de lujo- es el segundo cuento con el precedente de Sara y la mitra mágica (Gráficas Editores) con ilustraciones de Juanfer Briones que se publicó por iniciativa de la Junta Coordinadora de Cofradías.

La distribución gratuita de 2.200 ejemplares del cuento entre colegios garantiza la difusión y su autora destaca también, "la gran ayuda de Ixeia Lacau porque ha estado pendiente del proyecto. La verdad que hemos trabajado a gusto y se han adaptado ideas comunes para sacar un cuento atractivo. Lo demás ha sido cosa de Abraham porque ha conseguido una abeja muy divertida, nada infantilizada y muy adorable. Además he aprendido cosas que no sabía, entre ellas que la miel de Barbastro se exporta a nivel internacional. Creo que se ha conseguido el objetivo esencial".

Etiquetas