Cultura

CONCURSO

Miguel Ángel González gana el Certamen "Tierra de Monegros"

El autor madrileño se alza con el primer premio por "Alcornoque", el segundo fue para el argentino Carlos Schilling, y Miguel Ángel Carcelén, mejor relato monegrino

Miguel Ángel González gana el Certamen "Tierra de Monegros"
Miguel Ángel González gana el Certamen "Tierra de Monegros"
S.E.

HUESCA.- Miguel Ángel González, de Madrid, se alzó ayer como ganador del XXII Certamen de Relatos Cortos "Tierra de Monegros" por Alcornoque. El segundo premio fue para Carlos Schilling, de Córdoba (Argentina), por La medallita de plata, y el galardón al mejor relato monegrino se lo llevó Miguel Ángel Carcelén, de Albacete, por In nomine crucis.

El acto de entrega de premios se realizó de forma telemática desde Albalatillo, con presencia del presidente de la Comarca de Los Monegros, Armando Sanjuan, de la consejera comarcal de Educación y Cultura, Carmen Soto, y del teniente alcalde de Albalatillo, Carlos Soplón.

En palabras de Miguel Ángel González, el texto ganador "indaga en algunos de los deseos más primarios del ser humano, como pueden ser el deseo o la venganza. Un relato en el que, partiendo de un acontecimiento trágico, como es el de una muerte fortuita, reconstruye la biografía de una familia que intenta regresar a la rutina".

Respecto al premio señaló que "ganar el primer premio en el Tierra de Monegros ha sido una alegría, puesto que se trata de un certamen con más de dos décadas de trayectoria. Entre los miembros del jurado hay algunos de los escritores a los que más admiro. Naturaleza infiel, de Cristina Grande, es sin ir más lejos una de mis novelas favoritas. Además, en un año tan complicado como este, el mérito de seguir adelante con el concurso, sin cancelar la convocatoria, tiene mucho más mérito".

González cultiva distintos géneros, prosa, verso o la dramaturgia y ha cosechado más de un centenar de reconocimientos, entre los que destaca el premio Ignacio Aldecoa, el Unicaja de relato, el de Novela Corta de la Diputación de Cáceres, o el Gabriel Aresti... Fuera del territorio nacional, su obra se ha premiado y editado en Puerto Rico, Venezuela, Guatemala o Perú. Ha publicado las novelas Todos los miedos (2016), editada por Siruela y ganadora de la 65ª edición del Premio Café Gijón, y Cariño (2018), por Alianza Editorial y elegida como una de las diez mejores del año por la Revista Forbes. En 2021 verá la luz Un nublao de tiniebla y pedernal, galardonada con el Premio Ciudad de Alcalá de Narrativa.

El segundo premiado, Carlos Schilling, agradeció desde Argentina el premio a organizadores y jurado y dijo que "en una actividad solitaria como la literatura, recibir este reconocimiento se lee como una señal de bienvenida del mundo exterior". El escritor quiso agradecer "el espíritu de apertura del concurso por admitir una participación internacional, lo que expresa una voluntad de diálogo cultural con las diferentes regiones e individuos que utilizan el castellano como lengua de creación. Para Schilling, "los relatos son como una necesidad antropológica porque todo el tiempo tenemos una necesidad insaciable de contarnos historias y me alegra que desde Los Monegros apoyen esta actividad cultural".

El Mejor Relato Monegrino, In nomine crucis, es una historia que se desarrolla en Los Monegros, con diversos escenarios, entre ellos el Monasterio de Sijena. Se trata de un relato de ficción ambientado en la época medieval que narra la lucha de intereses entre el poder religioso y el militar. "Ambos estamentos quieren que la nobleza de la comarca, representada por doña Isabel de Algaba, atienda sus intereses; unos, dotando al territorio de una serie de cruces labradas que reportaría prestigio a la orden religiosa, y los otros, estableciendo portazgos militares", explicó su autor Miguel Ángel Carcelén, quien ya fue accésit de este mismo premio en 2008, tal y como recordó él mismo durante la entrega virtual de premios.

"Tuve la suerte de quedar entre los finalistas hace doce años y, dada aquella experiencia, con ánimos de repetirla, me decidí a concursar en esta convocatoria, utilizando para el relato algunas de las historias y de los detalles que conocí durante el fin de semana de mi estancia en Los Monegros. Lo que vivimos en aquella ocasión perdura todavía en el recuerdo de una manera muy grata, el acogimiento, la gala de entrega de premios, las visitas guiadas, la publicación posterior de los relatos..., en fin, un certamen cuidado al que felicito y animo a continuar en esa línea", afirmó el escritor.

Respecto a los tres finalistas, Gonzalo Gavín, presidente del jurado, confirmó que la decisión fue unánime al elegir Alcornoque como el mejor relato ganador porque "domina el lenguaje, la situación que plantea y lo vimos como un relato redondo". En relación con el segundo premio, consideró que "es un relato que nos ha gustado especialmente por cómo va dejando a lo largo del mismo diversas pistas y elementos que al final confluyen y ayudan a comprender toda la situación que se relata. Esa forma de construirlo nos ha llamado la atención". Respecto al mejor relato monegrino, resaltó que "está ambientado en la Edad Media y es una historia ficticia con personajes inventados. Nos ha gustado porque, además de estar bien construida, está bien ambientada en lo que podría haber sido un posible pasado de Los Monegros".

Etiquetas