Cultura

BALANCE

Sabiñánigo hace balance positivo de la cultura virtual y presencial en 2020

Berta Fernández destaca que se han mantenido programas y la buena respuesta del público

Imagen del primer día de reapertura de la Biblioteca de Sabiñánigo tras el confinamiento.
Imagen del primer día de reapertura de la Biblioteca de Sabiñánigo tras el confinamiento.
Mercedes Portella

“Indiscutiblemente, los datos no son buenos porque el 2020 no ha sido un año normal, pero a pesar de ello, podemos estar satisfechos de la labor que se ha venido desarrollando”, explica la alcaldesa de Sabiñánigo y concejala de Cultura, Berta Fernández. “Han sido muchas las actividades que hemos mantenido estos meses. Es verdad que durante el confinamiento no pudimos hacer nada, pero después, con las medidas de seguridad dictadas por la Comunidad Autónoma, hicimos varias cosas. Estamos contentos porque hemos mantenido muchos programas culturales y rescatado a esos grupos profesionales que en su momento se quedaron en el camino por los contratos que tenían firmados”.

En la memoria de actividades culturales de 2020 que ha preparado el Ayuntamiento, se recoge que, por las circunstancias conocidas, tuvieron que introducir numerosas modificaciones en la programación.

Cuando en marzo pasado se decretó el estado de alarma acababa de empezar el ciclo de teatro infantil y se estaba preparando un espectáculo con los alumnos del Colegio de Santa Ana, que ya no pudo ser presentado al público.

Corral de García puso en escena Sin pena y con Gloria.
Corral de García puso en escena Sin pena y con Gloria.
Mercedes Portella

La preocupación por seguir manteniendo el contacto con los usuarios culturales, llevó al Consistorio a plantearse el desarrollo de actividades virtuales llegándose a organizar exposiciones fotográficas, tertulias literarias, se celebró la Feria Virtual de San Jorge, los jóvenes estudiantes tuvieron un encuentro y varios escritores de Sabiñánigo presentaron sus libros, entre otras propuestas. “Es de destacar los nuevos caminos que nos ha abierto esta situación. Como consecuencia del confinamiento, nos hemos visto obligados a que nuestra programación se acercara al público a través de los medios digitales, nos hemos acostumbrado a ellos para hacer llegar la cultura. En el confinamiento la cultura fue una de las mejores compañías”.

La alcaldesa asegura que para las instituciones, “las actividades virtuales nos han abierto un nuevo camino, un nuevo canal a través del cual podemos comunicarnos y acercarnos a todos los rincones de cualquier casa. Me parece que esto es muy interesante, es un camino a explorar, no se debe perder de vista, ya que nos ha permitido, además, poner en marcha programas nuevos”.

El público infantil disfrutó de la compañía Búho Teatro.
El público infantil disfrutó de la compañía Búho Teatro.
Mercedes Portella

En julio, Sabiñánigo recuperó la programación presencial con dos espectáculos para público familiar que sirvieron para probar los protocolos anticovid. En agosto ya se desarrollaron los ciclos consolidados como ‘De placeta en placeta’, en los pueblos más grandes del municipio, y ‘Títeres en el Molino’, que se celebró en Sabiñánigo. Además, se puso en marcha un nuevo ciclo “Música a la fresca” con cuatro conciertos de distintos estilos musicales. En septiembre continuaron las actividades en los pueblos y se empezaron a organizar algunos espectáculos en espacios cerrados, primero en el Molino Periel y a principios de octubre en el Auditorio La Colina con las actividades incluidas en ‘Sabiñánigo Contemporáneo’. La primera semana de octubre también se recuperó la programación de cine comercial y el cineclub.

En datos, en 2019 se organizaron 182 actividades entre conciertos, teatro, charlas y presentaciones de libros, cuentacuentos, cineclub, exposiciones, talleres, etcétera, y en el 2020 el Consistorio programó un total de 107 actividades. “A pesar de las circunstancias, creo que podemos sentirnos reconfortados al comprobar que hemos podido mantener una programación cultural. El público tiene ganas de cultura y sigue acudiendo a espectáculos culturales, y además, hemos descubierto nuevos caminos culturales que creo debemos seguir trabajando y explorando como forma de hacer llegar la cultura a todos los rincones”, reitera Berta Fernández.

El Teatro del Temple se subió a las tablas del Auditorio La Colina el 30 de noviembre.
El Teatro del Temple se subió a las tablas del Auditorio La Colina el 30 de noviembre.
Mercedes Portella

Respecto al público, en 2019 fueron 16.049 las personas de todas las edades las que acudieron a disfrutar de la programación cultural, y el año pasado fue la mitad, 8.223 participantes, de los cuales 3.368 fueron espectadores o participantes virtuales.

“Quiero destacar la fidelidad del público, sobre todo en las actividades al aire libre, y cómo poco a poco éstas han ido volviendo a los recintos cerrados y se han vuelto a animar. Agradecerles esa fidelidad que han tenido y siguen teniendo, porque son imprescindibles para que el sector cultural no caiga a niveles todavía más bajos”, concluye la alcaldesa.

Etiquetas