Cultura

PRIMAVERA FLAMENCA

Belén López: “En España, al flamenco no se le da la importancia que tiene”

La bailaora actúa este jueves, a las 20 horas, en el Centro Cultural Manuel Benito Moliner de Huesca

Belén López.
Belén López.
S.E.

La Primavera Flamenca se cierra este jueves con la actuación de la bailaora Belén López, que va a mostrar al público “la esencia” del género.

Su espectáculo Flamenca es un show “sin aditivos ni argumentos recargados, sencillo en su puesta en escena para no maquillar la magia del momento y dejar ver mi forma de sentir y entender” este estilo, explica la artista (Tarragona, 1986).

En la actuación, que tendrá lugar, a las 20 horas, en el Centro Cultural Manuel Benito Moliner de Huesca, estará arropada por “grandísimos artistas” pertenecientes a dos de las familias más importantes del flamenco: los Carrasco de Jerez y los Jiménez de Madrid.

Así, al cante estarán Juan Carrasco “Juañares” y Pedro Jiménez “Perrete”; a la guitarra, Juan Jiménez y Carlos Jiménez ; y a la percusión y dirección musical, Rafael “El Chispas”.

En esta ocasión, el show tendrá como artista invitado a Paul Vaquero, “un gran bailaor de renombre y conocido por haber sido primer bailarín en el Ballet Nacional de España y en la compañía de Antonio Canales, entre otros”, destaca.

Belén López y su formación llegan por primera vez a Huesca con ganas de “dar el corazón al público” y dejarse “la piel” en el escenario.

Me parece estupendo y maravilloso que exista la Primavera Flamenca. Deberían de hacer muchos más festivales como este en todo el país, para poder llevar algo tan especial como es el flamenco a todos los rincones del mundo”, desea.

Sobre el género, la catalana opina que en España “no está todo lo cuidado” que debería. “En cualquier país que vamos con nuestros espectáculos tienen al flamenco como algo muy grande, como lo que es... una de las músicas más ricas y difíciles del mundo, pero aquí no le dan la importancia que tiene, en absoluto, y no por falta de afición”, asevera.

En cambio, la artista sí que está muy reconocida a nivel nacional, puesto que ha recibido importantes galardones a lo largo de su trayectoria.

"El mayor premio que puede tener un artista es el cariño y el reconocimiento de sus compañeros y maestros"

“Los recuerdo con muchos nervios y mucha felicidad al final. Cada uno de ellos tiene algo especial, pero el mayor premio que puede tener un artista es el cariño y el reconocimiento de sus compañeros y maestros. Ese es el mayor premio para un profesional”, reitera.

Entre los hitos de su carrera destaca el montaje Carmen, que le llevó a ser la primera bailarina en el Arena de Verona (Italia) durante cuatro temporadas.

Tuve la suerte de trabajar a las órdenes del cineasta Franco Zeffirelli. Fueron unos años imposibles de olvidar, porque todos los días eran como vivir un sueño. Algo espectacular”, describe.

"La cultura ha estado demasiado castigada por la pandemia"

Desde que comenzó la crisis sanitaria del coronavirus hace ya más de un año, el mundo de la cultura “ha estado demasiado castigado” por la pandemia, denuncia la bailaora tarraconense.

“En el plano profesional siento como si fuéramos a la deriva, sin saber qué va a pasar con nosotros, los artistas. Tenemos un futuro muy incierto y difuminado”, prosigue.

Afortunadamente, López valora que ella y su entorno mantienen “la salud, que es lo más importante”, aunque la situación le provoca “mucha tristeza”.

“Hay muy buenos artistas, genios, que están pasando calamidades a causa del cierre de los tablaos, concretamente. Estamos en un momento desesperante, pero esperemos que pronto se arregle y podamos volver a nuestra maravillosa rutina”, añade la bailaora, que termina agradeciendo a los organizadores de la Primavera Flamenca “su trato exquisito y su cariño”.

Etiquetas