Cultura

ACTUACIÓN MUSICAL

TéCanela: “Volver a los escenarios está siendo un placer”

El dúo toca este jueves (20 horas) en el Centro Cultural Manuel Benito Moliner

TéCanela.
TéCanela.
S.E.

TéCanela arrasa por donde pasa. Prueba de ello es que el dúo agota las entradas para casi todas las actuaciones que ofrece, como la de este jueves (20 horas) en el Centro Cultural Manuel Benito Moliner de Huesca.

“Que se estén llenando estos conciertos, con la situación tan complicada que estamos viviendo, es lo más bonito que te puede pasar como artista y nos hace sentir muy afortunados”, explican Ariadna Rubio y Jano Fernández, músicos del grupo.

Después de los últimos meses de pandemia, “volver a los escenarios está siendo un placer”, afirman, antes de señalar que en todos los bolos “hay un punto muy especial de emoción y nervios”.

Para algunas personas son los primeros conciertos en más de un año, algunas de las salas están reabriendo sus puertas en estos meses, nos estamos reencontrando con compañeras y compañeros que también está volviendo a girar y sentimos que la gente acude con muchas ganas. Aunque no puedan moverse de sus sitios y tengan que llevar mascarilla, se hacen notar todavía más en cada aplauso e incluso en cada tarareo”, valoran.

En esta ocasión, Rubio y Fernández ofrecerán su espectáculo íntimo Dúo, tanto por la situación sanitaria como por el punto en el que se encuentran como grupo. “Es una gira de transición entre el primer y el segundo disco, y las circunstancias han hecho que estos conciertos los hagamos con nuestro formato más característico”, señalan.

Optimismo, buen rollo, ironía, crítica social, romanticismo y cotidianidad se fusionan en esta propuesta de música de autor, que comenzó a despegar tras varias actuaciones por Latinoamérica en 2016.

“No fue una gira al uso, más bien una aventura personal que hicimos a través de la música. Fueron casi cinco meses recorriendo partes de Uruguay, Argentina y Bolivia con nuestros instrumentos, tocando en la calle y en algunos barecitos; descubriendo otras músicas, el folclore de cada región, conociendo otras realidades. Ese viaje fue el impulso para intentar dedicarnos a ello. A partir de ahí, vino todo lo demás”, recuerdan.

Su primera referencia discográfica fue el exitoso Las dos caras del hilo (2017), que les trajo muchas alegrías. “Para nosotros era una necesidad en cuanto a crear algo tangible que recopilara dos años de nuestras vidas, una serie de canciones que nos habían abierto las puertas a un mundo y a una profesión preciosa con la que antes no habíamos contado. Le debemos mucho a ese primer disco”, confiesan.

Recientemente, el dúo acaba de presentar La pena, el primer adelanto de su segundo LP. “Actualmente estamos en mitad de la grabación y el lanzamiento del álbum completo está previsto para el próximo otoño”, avanzan.

El parón obligado por la crisis sanitaria ha hecho que estén más concentrados en grabar este trabajo. “A nivel laboral, como todo nuestro gremio, estamos adaptándonos a la nueva situación”, confirman.

“Por otro lado, hay mucha incertidumbre de cara a cómo van a ser las cosas los próximos meses y estamos bastante preocupados por la situación en la que se encuentran muchas compañeras y compañeros, tanto músicos como técnicos, programadores, pequeñas salas, etcétera. Y cruzando los dedos para que todo mejore y podamos girar el próximo otoño-invierno con la banda al completo”, terminan. 

Etiquetas