Cultura

FERIA

Arte y artesanía en Monzón para volver al medievo durante este fin de semana

Monzón celebra la Feria de Artes y Oficios Tradicionales y Arteria Medieval

El alcalde de Monzón visitando la feria
El alcalde de Monzón visitando la feria
A.M.

Monzón ha vuelto una vez más a viajar en el tiempo a través del arte sacro altoaragonés que reúne Arteria Medieval y de la artesanía que se da cita en la Feria de Artes y Oficios Tradicionales. Un fin de semana intenso en el que las calles de la ciudad reciben al visitante repletas de reproducciones artísticas a gran tamaño y un mercado con cientos de artículos para comprar y degustar.

El alcalde de Monzón, Isaac Claver, y el concejal de Ferias, Miguel Hernández, junto al director gerente de Turismo de Aragón, Alfonso Salillas, entre otras autoridades, han visitado este doble certamen que se despliega por diferentes rincones de la ciudad y cuyo centro neurálgico se situaba este sábado en el parque de la Azucarera, escenario de la Feria de Artes y Oficios Tradicionales. Este certamen, que mantiene el cordón que la une al Homenaje a Guillem de Mont-rodón, ha visto pasar a decenas de personas ataviadas con sus trajes medievales, entre ellos, al famoso caballero templario, que junto con el rey Jaime I y su primo Ramón de Berenguer, han asistido a la interpretación del “Himno de Mont-rodón”.

El primer edil ha destacado que esta feria “mantiene la esencia del Monzón templario” y ha invitado “a todos los montisonenses a visitarlo, con todas las precauciones sanitarias, pero volviendo a disfrutar de nuestra ciudad y de ese espíritu templario que todos tenemos”. Por su parte, el concejal de Ferias considera “todo un éxito esta cita que la pandemia nos ha obligado a reconvertir. Ha arrancado de la mejor manera, con sol y mucho público, y esperemos que continúe durante todo el fin de semana. Animamos a venir a la Feria de Artes y Oficios Tradicionales pero también a disfrutar, durante todo el mes, de Arteria Medieval, con la catedral como invitado de honor, donde lucen obras muy especiales”.

El director gerente de Turismo de Aragón, Alfonso Salillas, asegura que “desde el Gobierno de Aragón apoyamos este tipo de iniciativas, adaptadas a los tiempos que nos ha tocado vivir” y que permiten a los artesanos “volver a trabajar, que es lo que nos están pidiendo”.

Artículos de plata, cuero y joyas; juguetes de madera y caña; artículos de boj y minerales; artesanía textil... además de chocolates, mermeladas, anchoas, foie, cervezas, especias, pasteles, quesos, embutidos y un largo etcétera, todo con el sello artesanal, se muestran en los 23 puestos de venta que se reparten por el parque de la Azucarera.

Además, los visitantes pueden contemplar el trabajo de más de una docena de artesanos en los talleres demostrativos de piedra, telas, pirograbado, cocina medieval, caligrafía, platería, pintura sobre agua... Aquellos que acudan ataviados con sus trajes medievales recibirán una reproducción de un vellón que forma parte de la historia de la ciudad ya que fue un privilegio concedido por el rey Pedro I a la Ceca de Monzón, además de entrar en el sorteo de diferentes regalos, al rellenar un pequeño formulario.

En horario de mañana y tarde, de 10 a 14 horas y de 16 a 21 horas, el acceso se realizará por un único punto con el fin de controlar el aforo y, dentro de él, deberán observarse todas las medidas sanitarias para evitar la propagación de coronavirus.

Arteria Medieval

En la catedral de Santa María, junto con el obispo de la Diócesis Barbastro-Monzón, Ángel Pérez, las autoridades han visitado las tres piezas originales cedidas por el Museo Diocesano, una talla románica de la Virgen de Chiriveta, que se mostraba por primera vez tras su restauración, un crismón de Muro de Bellós y un píxide románico, así como una cruz procesional de plata, unas piezas policromadas de la antigua colegiata y una reproducción de la Virgen de la Alegría, entre otras piezas.

El alcalde ha agradecido a los responsables eclesiásticos tanto de la Diócesis como del Museo la cesión de las obras, “permitiéndonos tener estas piezas únicas, que son una muestra del valor patrimonial que tenemos en todo nuestro eje y de la potencia que supone nuestra diócesis. Ha sido una ardua tarea pero la predisposición ha sido máxima y desde el Ayuntamiento estamos muy agradecidos de que nuestra catedral pueda acogerlas”.

El obispo considera que esta exposición “va a tener un alcance multiplicador” y ha hecho referencia a un pensamiento del papa emérito Benedicto VXI en el que “expresa lo que a nosotros a nivel de diócesis nos gustaría, cómo a través del patrimonio, del arte, de la cultura, de las tradiciones, se puede llegar a lo más sublime”.

Para contemplar estas obras es necesario recoger en la Feria de Artes y Oficios Tradicionales un pase gratuito para las visitas guiadas que se ofertan durante todo este sábado y este domingo por la tarde. Además, en el entorno del templo pueden observarse seis grandes lonas de iglesias y ermitas románicas y 16 reproducciones de tallas románicas, pinturas y objetos litúrgicos que se encuentran en el Museo Episcopal.

El paseo por el arte sacro lleva al visitante a la nave de la Azucarera, en cuyo exterior lucen diferentes obras de arte, y continúa en el parque del mismo nombre, donde se muestran tres obras procedentes de Muret, localidad francesa hermanada con Monzón, cedidas por sus autores, Henri Teisseyre y Marc Marbaresco. Desde ahí, los visitantes pueden recorrer la ribera del río Sosa, donde 20 lonas de gran formato mostrarán ermitas, detalles de edificios y de retablos góticos del románico y gótico de nuestro entorno, tanto del Cinca Medio como de la Ribagorza. Esta gran exposición urbana puede visitarse hasta final de mes.

Etiquetas