Cultura

ACTIVIDAD CULTURAL

Sabiñánigo, sede en septiembre del Taller de Pintura al Fresco

La iniciativa se enmarca en los actos del 50º aniversario de Amigos del Serrablo

Pilara Piedrafita, Juan Carlos Moreno, Belén Luque y Juan Manuel Bote, en el Museo Diocesano de Jaca.
Pilara Piedrafita, Juan Carlos Moreno, Belén Luque y Juan Manuel Bote, en el Museo Diocesano de Jaca.
R.G.

El Taller de Pintura al Fresco que se celebraba en Jaca y pueblos cercanos traslada su 11ª edición del 4 al 5 de septiembre a Sabiñánigo, como broche de oro al 50ª aniversario de Amigos del Serrablo, que se implica en la organización de la cita, junto a la Asociación Sancho Ramírez, el Museo Diocesano de Jaca y la empresa Artesa de Huesca.

“Nos alegra mucho que se incorpore Amigos del Serrablo, a los que felicitamos por su trayectoria”, dijo la directora del museo, Belén Luque, este miércoles, avanzando que “este año los motivos que reproducirán los 24 alumnos serán del Alto Gállego”. Las escenas elegidas son de la iglesia de San Andrés de Sorripas, la iglesia de la Purificación de Cerésola y la iglesia de Santa Eulalia de Susín, todas conservadas en el Museo Diocesano de Jaca. El nivel del curso es de iniciación. Cada alumno pintará un cuadro de 60x60 cm., con la técnica de pintura al fresco, y podrá llevárselo a su casa.

Juan Carlos Moreno, presidente de Sancho Ramírez, destacó “la buena acogida” que obtuvo este taller en el Alto Gállego por parte de la presidenta comarcal, Lourdes Arruebo, y su consejera de Cultura, Isabel Manglano, y deseó que “sea un comienzo para nuevas actividades en las que podamos trabajar juntos”. También, resaltó la labor de los asociados Isidoro Raigón y Francisco González Puértolas a la hora de preparar el taller, que viaja a Sabiñánigo tras pasar por Jaca, Navasa, Bagüés o Urriés.

La presidenta de Amigos del Serrablo, Pilara Piedrafita, se mostró “encantada de participar” en el taller, que pone de relieve “el espíritu de trabajo y colaboración” que caracteriza a la entidad creada en mayo de 1971. Su voluntad es “seguir colaborando en próximos años” y con esta cita, “poner en valor el trabajo del museo y la asociación”.

Juan Manuel Bote, componente de la empresa Artesa y profesor del curso, dijo que “siempre es un reto que alumnos amateurs en pintura den todo en poco tiempo, logrando obras interesantes y muy bonitas”, y agregó que “no hacen falta grandes habilidades para el dibujo, porque desde hace 6 meses se trabaja para que en día y medio se puedan hacer las obras”.

El escenario principal del taller será Pirenarium, si bien la clausura y la entrega de diplomas se harán en el Museo de Dibujo Julio Gavín Castillo de Larrés, donde habrá una visita guiada. Las personas interesadas en el curso se pueden apuntar a través de Sancho Ramírez o Amigos del Serrablo. Si hay más solicitudes que plazas, tendrán prioridad los socios de ambas entidades.

Etiquetas