Cultura

FERIA DE TEATRO Y DANZA

Huesca despide entre aplausos su 35 Feria de Teatro y Danza

Más de 5.000 espectadores han disfrutado este año de 39 espectáculos

La compañía Vero Cendoya en su espectáculo inclusivo Bogumer (o hijos de Lunacharski).
La compañía Vero Cendoya en su espectáculo inclusivo Bogumer (o hijos de Lunacharski).
Pablo Segura

La Feria Internacional de Teatro y Danza de Huesca ha retomado el nivel de actividad que la caracteriza. Más de 5.000 espectadores habían disfrutado durante cuatro días de los 39 espectáculos programados en diferentes escenarios de la ciudad. Sus codirectores, Lucas Fernández y Pilar Barrio, se mostraron orgullosos porque “el movimiento cultural que ha habido estos días refleja la importancia que tiene esta cita en el calendario de la ciudad”.

El concejal de Cultura, Ramón Lasaosa, afirmó a través de una nota de prensa que la Feria Internacional de Teatro y Danza tiene “una relevancia capital para el sector cultural y para los vecinos de Huesca, por lo que se debe seguir potenciando su capacidad para anticiparse a las vanguardias escénicas y para mostrar el talento de las compañías de las diferentes comunidades autónomas y países europeos”.

Teatro del Temple subió a las tablas del Olimpia a Los hermanos Machado.
Teatro del Temple subió a las tablas del Olimpia a Los hermanos Machado.
Pablo Segura

Asimismo, agradeció al Gobierno de Aragón y a la Diputación Provincial de Huesca su apoyo económico, que permite configurar “una Feria de calidad” con un presupuesto cercano a los 250.000 euros. También agradeció a la Comarca de la Hoya de Huesca su colaboración para llevar una parte de la Feria al mundo rural, con la iniciativa ‘Sin Condiciones’ que se ha celebrado este año en Almudévar.

Fernández señaló que “la Feria recupera poco a poco su entidad, como se ha podido ver estos días, porque se han recuperado los cuatro días de programación y un volumen de público y de profesionales muy importante en una ciudad como Huesca”.

Hay que destacar también la gran implicación de la ciudad, ya que han asistido unos 400 niños y jóvenes de ocho centros educativos e institutos de Huesca y también colectivos como Cadis.

Por su parte, Barrio hizo hincapié en el “altísimo nivel de los espectáculos que se han representado durante estos cuatro días, con propuestas variadas, para todo tipo de públicos, y que conforman una selección de las mejores obras realizadas este año y que podrán verse a lo largo del 2022 en diferentes puntos de España”.

Cabe recordar que se presentaron 700 candidaturas para exhibirse en los escenarios oscenses durante estos días, pero los organizadores seleccionaron los 39 que han podido disfrutar los espectadores en esta 35ª edición, en la que uno de los momentos más emotivos fue la entrega del Premio Javier Brun a Jean-Marc Broqua, director de Relaciones Internacionales de la Grainerie en Toulouse, quien tuvo una estrecha relación con el técnico municipal de Cultura que da nombre al galardón y que falleció el pasado año. Por ese motivo, le hizo “una especial ilusión recibirlo” y lo vivió como “uno de los momentos más emocionantes de su trayectoria profesional”. 

Etiquetas