Cultura

'Lideresas', imágenes icónicas en las que se invierte el rol

El proyecto de Ana Amado, con mujeres de Huesca y Gurrea de Gállego como protagonistas se exhibe en las fachadas del Centro Cultural Manuel Benito

Las fotografías de Ana Amado cuelgan de las fachadas del Centro Cultural Manuel Benito Moliner
Las fotografías de Ana Amado cuelgan de las fachadas del Centro Cultural Manuel Benito Moliner
Rafael Gobantes

Las Lideresas toman las fachadas del Centro Cultural Manuel Benito Moliner de Huesca a través 19 fotografías de la artista gallega Ana Amado con las que muestra una visión particular e incisiva sobre el concepto de igualdad de género en la sociedad actual.

Se trata de obras impresas en lonas de gran formato realizadas a partir de unos talleres de fotografía artística para los que Amado ha contado con la participación de jóvenes estudiantes de la Escuela de Arte de Huesca y dos grupos de mujeres de Gurrea de Gállego y de la capital oscense, y cuyo resultado son unas divertidas imágenes que representan a líderes masculinos muy reconocidos (Nelson Mandela, Donald Trump, Albert Einstein, Indiana Jones, Miguel Gila, los Payasos de la familia Aragón o el grupo The Kiss, entre otros), invirtiendo el rol en forma de mujer.

“La enorme desigualdad entre hombres y mujeres, sobre todo en puestos de responsabilidad y liderazgo sigue siendo abrumadora; se han dado grandes pasos, pero todavía queda mucho por hacer. Este desequilibrio se hace aún más patente cuando la edad de las personas aumenta, siendo las mujeres mayores, sobre todo las de más de 65 años, las grandes afectadas. Aunque ellas siguen jugando un papel esencial como sustento de las familias, encargándose del cuidado de nietos, pareja y otras personas mayores, sin embargo, para la sociedad, son invisibles”, ha indicado Ana Amado, que con su proyecto expositivo 'Lideresas' quiere “poner el foco en ellas y rendirles un pequeño homenaje”.

Y es que, 'Lideresas' incide en dos ideas básicas, tal y como ha explicado la artista. Por un lado, “esa desigualdad en puestos de liderazgo, lo que conocemos como techo de cristal”, y por otro “hablar de las mujeres mayores porque son las grandes olvidadas, incluso por el mismo feminismo”. Juntando esas dos ideas, Ana Amado decidió darles la vuelta a fotografías icónicas y muy reconocibles, repitiéndolas y poniendo como protagonistas a mujeres mayores anónimas.

Se mire a donde mire, en cualquier ámbito de la sociedad “hay desigualdad, sobre todo en puestos de liderazgo”, y lo que Amado ha buscado es reflejar ámbitos como la ciencia, las artes, el cine, la religión, los deportes..., a través de esos rostros anónimos, entre los que hay mujeres del Alto Aragón, pero también de los dos talleres que la artista ha realizado en Villaverde (Madrid) y en su Ferrol natal, del que se muestra una fotografía de su abuela que representa a Donald Trump.

A esto hay que sumar una imagen que para ella es especial. Se trata de una recreación de Nelson Mandela que realizó en Gambia. “Es muy simbólica porque refleja una realidad que confirma que en España las mujeres están infinitamente mejor que en otros países del mundo. En África los hombres son los que se van y ellas se quedan y tiran de todo para salir adelante”.

Experiencia en Huesca

Del taller en Huesca, Ana Amado ha destacado lo interesante de reunir a mujeres mayores con jóvenes estudiantes, en su mayoría chicas, un encuentro intergeneracional que ha definido como “enriquecedor”, al poder ver desde fuera “las ganas que tienen estas mujeres de hacer cosas y su sentido del humor”. Para ella “ha sido un lujazo, y espero que para estas mujeres y para las jóvenes haya sido un momento de aprendizaje, de reflexión y en el que también se aprende algo de fotografía porque al recrear escenas tienes que entrar en temas técnicos de iluminación, atrezzo... Ha sido maravilloso”.

Respecto a que sus fotografías estén expuestas en el exterior del antiguo Matadero, ha dicho que es “la razón de ser del proyecto. Su lugar es la calle porque pretendo una reflexión crítica, aunque tenga un sentido del humor de fondo. Hablamos de algo muy serio y muy triste”. De hecho, la inauguración de la muestra ha tenido lugar a las puertas del Centro Cultural Manuel Benito Moliner. Junto a la autora, las protagonistas de las fotos y los estudiantes de la Escuela de Arte han estado el concejal de Cultura del Ayuntamiento de Huesca, Ramón Lasaosa y la consejera de Cultura de la Comarca de la Hoya, Beatriz Calvo, ya que ambas instituciones han impulsado este taller que cuenta con la colaboración de la Plataforma de Mujeres de Arte Contemporáneo de Zaragoza, y con financiación del proyecto europeo Poctefa-Migap, a través de fondos Feder.

Etiquetas