Cultura

CINE

‘La banyera’, de Martí i Maltas, mejor corto en Bujaraloz

La cinta se alza con el galardón en el XIV Certamen de Cortometrajes

Los premios se entregaron este fin de semana.
Los premios se entregaron este fin de semana.
Comarca de Los Monegros.

El XIV Certamen de Cortometrajes de Bujaraloz, que se clausuró ayer, entregó el sábado sus Rosas del Desierto en el marco de una gala dedicada al género de la comedia, en la que los organizadores del festival, la asociación Monegrinos Amigos del Séptimo Arte, y su directora Gema Enfedaque, recibieron el aplauso unánime por su apuesta por hacer llegar el mundo del cine y la cultura al medio rural.

Conducida por la actriz y directora Laura Torrijos-Bescós, el acto comenzó con las palabras del alcalde de Bujaraloz, Darío Villagrasa, y del presidente de la Comarca de Los Monegros, Armando Sanjuan. La consejera comarcal de Educación y Cultura, Carmen Soto, entregó el primer premio de la velada al mejor cortometraje local titulado La última cena. También estuvieron presentes la diputada delegada de Cultura de la DPZ, Rosa Cihuelo, así como representantes de festivales de cine aragoneses, y directores y actrices como Luisa Gavasa, Laura Gómez-Lacueva o Ignacio Estaregui, que han apadrinado el festival a lo largo de sus 14 años de celebración.

Andrea Fandos, madrina del certamen.
Andrea Fandos, madrina del certamen.
Comarca de Los Monegros

El premio al mejor corto de ficción nacional recayó en La banyera, de Sergi Martí i Maltas, quien recogió el galardón “muy feliz y agradecido” y puso en valor la importancia de los festivales como el de Bujaraloz para poder seguir haciendo cine. Como explicó su director, en el corto “dos personas que no se conocen de nada acaban ayudándose mutuamente y se influyen sin saberlo” y se lanza un mensaje optimista, “que la gente se ayude de manera altruista”. El corto también mereció el premio a la mejor interpretación para sus dos protagonistas: Paula Jornet y Abel Folk, quien en Bujaraloz, dijo sentirse “emocionado por ver cómo todo un pueblo se vuelca para organizar este festival en un lugar inesperado. Este corto nos está dando muchas alegrías y muchos premios y es un gusto ver que emociona al público”. Añadió que compartir el galardón con Paula Jornet “me hace mucha ilusión porque su personaje fue un ángel para el mío y también lo fue para mi en el rodaje”.

Foto de familia de los ganadores con algunos invitados y miembros de la organización.
Foto de familia de los ganadores con algunos invitados y miembros de la organización.
Comarca de Los Monegros

El mejor cortometraje aragonés y el Premio del Público fue para Parresia, del director Ignacio Lasierra, quien se mostró muy feliz por recibir el que ya es el quinto premio que le otorgan a lo largo de los años en Bujaraloz.

La actriz Laura Gómez Lacueva es una de las protagonistas de este corto y entregó el premio al mejor tráiler que fue para Todas las lunas, de Igor Legarreta. Completaron el palmarés Loop, de Pablo Polledri, premio al mejor corto de animación, y el premio al mejor director menor de 35 años que otorga la Universidad San Jorge fue para el director zaragozano, Miguel Casanova por No te verán correr.

Además, Laura Sipán recibió el premio En Monegros se rueda. La directora, guionista, operadora de cámara y fotógrafa se mostró muy contenta con un galardón que “reconoce la energía que he sentido al venir a Los Monegros a vivir una decisión tomada con conciencia porque creo en la descentralización tanto en el cine como en la vida y la decisión fue venir a vivir a un lugar con más calidad de vida y con un escenario muy especial para hacer cine”.

Andrea Fandos, madrina

La gala de entrega de premios del XIV Certamen de Cortometrajes de Bujaraloz recuperó su presencialidad y también la figura de la madrina que este año recayó en la joven actriz Andrea Fandos, con raíces en Los Monegros, puesto que su padre nació en Bujaraloz y su madre en Peñalba y está muy vinculada a ambos pueblos. De hecho, en sus palabras de agradecimiento, tras recibir la distinción de manos de Luisa Gavasa, reivindicó sus raíces monegrinas y puso en valor la vida en el medio rural, así como la importancia de “trabajar entre todos para que los niños y niñas tengan las mimas oportunidades, vivan donde vivan”.

Fandos se mostró emocionada al recibir “la Rosa del Desierto de la primera madrina del Certamen de Bujaraloz. Tengo la misma edad que el certamen. Nacimos en 2008, por eso, que los ‘Amigos monegrinos del Séptimo Arte’ hayan pensado en mi para ser la madrina me hace muy feliz y la felicidad es mayor porque todo esto está pasando en Bujaraloz”, dijo al recibir el título.

Etiquetas