Cultura

el documental del mes

Lo que no se ve, no se entiende

Por
  • Guillermo Boix
OPINIÓNACTUALIZADA 18/05/2022 A LAS 12:33
Fotograma de 'Fe y libertad: un amor de clausura'.
Fotograma de 'Fe y libertad: un amor de clausura'.
S.E.

Huesca es una ciudad que alberga infinidad de diversidades, y eso le hace una ciudad con un potencial increíble, pero es cierto que esas diversidades no lo tienen fácil para salir a la superficie. 

Contamos con personas valientes que dan el paso y se visibilizan de forma diversa, pero todavía nos queda mucho que avanzar

El cine es una de las grandes apuestas que desde nuestra ciudad y desde ámbitos tanto públicos como privados nos ayudan a seguir trasladando realidades que merecen la pena ser vistas.

Oportunidades como las que nos brinda este miércoles el Documental del Mes con la película Fe y libertad: un amor de clausura, son más que necesarias ya que acercan historias que, aunque algo dramáticas, es importante ponerles cara y nombres, pues la realidad que viven muchas personas del colectivo LGTBQI+ son tremendamente duras y complejas, y la gran mayoría acaban generando historias de superación y franqueza, y una vez que rompes la norma poco o nada puede herirte.

La sociedad en la que vivimos piensa de nosotras desde que nacemos que somos cis y heterosexuales, pero la realidad es que la diversidad se está abriendo camino a marchas forzadas, y aunque ciertos sectores de la sociedad, y obviamente me refiero a la ultraderecha, quieran acabar con una maravillosa diversidad donde todas las personas podamos sentirnos libres, esta manera de entender el mundo se abre paso y la ciudad de Huesca es ejemplo de ello.

Este martes pudimos ver un documental en el Casino sobre mujeres diversas, proyectado por la Coordinadora 28J de Huesca. Y a finales de este mes tendremos la posibilidad de ver cortometrajes y largometrajes de temática LGTBQI+, gracias a la Muestra internacional de Zinentiendo, organizada por Towanda. Y el documental de este miércoles, una historia real sobre la búsqueda de la verdadera identidad y la libertad, es un jalón más para comprendernos mejor.

Esto no para, estamos aquí y aquí nos queremos quedar, por ello desde el colectivo creamos los espacios en los que sentirnos libres. Espacios que queremos compartir todas las personas respetuosas y maravillosas que tiene nuestra ciudad. La diversidad nos enriquece y es más necesario que nunca visibilizar y dar a entender nuestras vivencias, pues somos los que somos gracias a ellas

Etiquetas