Cultura

50º FESTIVAL DE CINE DE HUESCA

María Guerra: “Todos los directores son muy conscientes de que todo nace en el corto”

La periodista cinematográfica es miembro del jurado del Concurso Iberoamericano de Cortometrajes del Festival de Cine de Huesca

María Guerra.
María Guerra.
S.E.

Ha estado alguna vez en el Festival Internacional de Cine de Huesca con la Cadena Ser, “pero nunca en una edición con tantas campanillas como ésta”. La periodista cinematográfica María Guerra va a celebrar por todo lo alto los 50 años del certamen y lo va a hacer como miembro del jurado del Concurso Iberoamericano de Cortometrajes, un género importante porque, a su juicio, “todos los directores, grandes y pequeños, son muy conscientes de que todo nace en el corto”. Por eso, “el respeto al cortometraje es algo que se entiende muy bien dentro de la industria; de hecho, ni los Oscar ni Cannes han dejado de premiar a los cortometrajes, porque allí está el germen del gran artista”.

Prueba de ello es que grandes directores consagrados como es el oscense Carlos Saura, “están haciendo cortos, ya que forman parte de toda la carrera de los cineastas”, indica María Guerra y reitera que “tiene mucho sentido que una ciudad pequeña como Huesca tenga una gran historia con un festival de cortometrajes”.

En esta ocasión, María Guerra, que dirige en Movistar+ La Script y participa en Cuerpos especiales de Europa FM con Eva Soriano, lo va a vivir desde dentro como jurado, junto al director y guionista Álex Rodrigo y el actor Edgar Vittorino. Para ella “es una gran responsabilidad y una cosa muy subjetiva”. En los jurados, en general, hay más cineastas que periodistas. “Los cineastas suelen estar más atentos a la calidad artística, y los periodistas estamos más pendientes de la implicación política, del recorrido que puede suponer un premio...”. Con eso en mente, intentará aportar “mi mirada con total humildad”.

Los tres conforman el jurado del concurso iberoamericano, “un foco de arte brutal”, y lo considera “todo un regalo” porque está más acostumbrada a asistir a festivales de cortos españoles. Asimismo, resalta el hecho de que en Huesca los jurados tienen que ver los cortos en su espacio natural, el cine, “algo que me parece muy importante. Hay que estar tres días en Huesca, para ver en tres sesiones los cortos, y eso me parece un acto de respeto a los cineastas”.

Entre esos cineastas, María Guerra destaca la presencia de Terry Gilliam. “Yo lo he visto en el Festival Cannes, y un poco de lejos, pero poder escucharle de cerca y ver como a alguien de su nivel le interesa ir a Huesca, me parece muy interesante y muy de agradecer, porque muestra hasta qué punto los grandes artistas están interesados en cómo se les ve”. Será el miércoles cuando reciba el Premio Luis Buñuel. El pasado viernes Diego Luna recogió el Ciudad de Huesca Carlos Saura. “Lo he visto crecer desde Tu mamá también. Este actor mexicano ha salido de ese corsé para convertirse en director, y también ha utilizado su presencia en el gran Hollywood para llevar su lengua, cultura y manera de ver el arte a todo el mundo, algo que es muy valiente por su parte”.

En esa gala inaugural, el Instituto Cervantes fue homenajeado con el Premio Pepe Escriche, un galardón “que es justicia porque es el gran divulgador de nuestra lengua y nuestra cultura. Estas instituciones siempre tienen personas detrás, y es importante premiar a la institución, pero como el propio festival, hacer una mirada atrás viendo todo lo que ha conseguido”.

María Guerra augura larga vida al Festival de Cine de Huesca, que tiene “esa mirada amplia, internacional y transversal, hacia la diversidad”, y eso es lo que le ha dado “su particularidad”, que no es otra cosa que “la curiosidad en activo”.

Etiquetas