Cultura

50 festival internacional de cine de huesca

Fernando Fernán Gómez y Emma Cohen, dos “monstruos maravillosos”

Helena de Llanos reivindica la figura de sus abuelos en 'Viaje a alguna parte', una película inclasificable que brilla por su libertad

Chus Fenero, Luis Gonçalo Pais, Helena de Llanos y Adrián Viador, en pleno vermú.
Chus Fenero, Luis Gonçalo Pais, Helena de Llanos y Adrián Viador, en pleno vermú.
Javier Navarro

Helena de Llanos rinde un sincero y peculiar homenaje a sus abuelos en Viaje a alguna parte, que demuestra que Fernando Fernán Gómez y Emma Cohen eran “dos monstruos maravillosos”.

Así lo ha asegurado este martes la realizadora en el 50 Festival Internacional de Cine de Huesca, donde ha presentado la cinta junto a parte de su equipo en el vermú de Ultramarinos La Confianza.

El proyecto arrancó cuando De Llanos heredó la casa en la que sus abuelos vivieron durante sus últimas décadas de vida, lo que provocó que “conociera más en profundidad” su historia y hallara “muchas obras que no llegaron a ver la luz”, sobre todo de Cohen.

Aunque en un principio el documental ficcionado iba a basarse solo en la vida del actor, al fallecer su viuda en 2016 se dio cuenta de que ella también debía ser protagonista.

Quería imprimir sus valores, como la disciplina, la tozudez, la paciencia,... Disfrutaban mucho”, ha contado.

Su casa era “muy divertida” y en ella “estaba todo permitido”, ha confesado sobre un matrimonio que “se quería bien”

La directora y protagonista del filme se ha declarado anarquista, una ideología que también heredó de sus abuelos. “Ellos trataban a todo el mundo por igual, no establecían jerarquías. Eran claros y directos”, ha explicado.

Y esta libertad que ha mamado desde niña barniza también la película, que es “un collage hecho con muchos materiales, que no pertenece a ningún género” en concreto, ha subrayado.

Evidentemente, el “sello Fernando Fernán Gómez” le ayudó “mucho” a la hora de conseguir financiación, cuando fue recibida por todo el mundo, pese a que “el riesgo siempre cuesta”. Y si por algo destaca el filme es por su carácter arriesgado.

Soy la nietísima y da igual lo que haga, siempre me pesará el apellido por el legado que me han dejado”, ha exclamado con orgullo y sin preocupaciones la directora, antes de defender que su abuelo era “muy afable”, no un señor “cascarrabias” como se mostró en los medios durante sus últimos años de vida, algo que en su opinión “habla de la sociedad en la que vivimos”.

La directora no se ha atrevido a decir si su obra gustaría a Fernán Gómez, pero sí ha apuntado que probablemente convencería a Cohen. “Ella siempre me decía que cuanto más raro sea algo, mejor. Le gustaba la osadía”, ha añadido la realizadora.

A quien seguro que le ha agradado enormemente la película ha sido a las personas que ya han podido verla desde que se estrenó en la Seminci de Valladolid y que así se lo han transmitido.

“El público general tiene de 60 años para arriba e incluso me han dicho que al visionarla les removió varias cosas de su pasado”, ha valorado.

Tras investigar desde hace años la obra de sus abuelos con un proyecto del que han derivado varios libros y el corto ¿Nos hablan los muertos? (2019), tal vez Viaje a alguna parte sea el final de un ciclo para De Llanos, que en el acto ha anunciado que ha puesto en venta la casa familiar.

Hoy en día "Emma dirigiría películas"

El público combatió el calor con abanicos y escuchó atentamente las explicaciones del equipo.
El público combatió el calor con abanicos y escuchó atentamente las explicaciones del equipo.
Javier Navarro

El matrimonio formado por Fernando Fernán Gómez y Emma Cohen derrochaba talento a raudales, pero solo él pudo desarrollar públicamente todo su potencial debido al machismo de la época.

Emma no solo era actriz -su faceta más conocida-. Sus cortometrajes -dos de ellos, ¡Yo qué sé! y La Chari se proyectan en el Festival- tenían un tono surrealista, pero también escribió muchas novelas, artículos,... Era muy polifacética”, ha dicho su nieta, esperanzada porque algún día vea la luz todo su trabajo.

Afortunadamente, la sociedad ha avanzado mucho desde la segunda mitad del siglo XX y “hoy en día estaría dirigiendo largometrajes”, ha subrayado De Llanos sobre una mujer que en la época del destape ya luchaba a su manera contra el patriarcado, llegando incluso a ingresarse en un psiquiátrico para no cumplir con un contrato con el que no estaba conforme.

Colaboraciones "de lujo"

Viaje a alguna parte cuenta con la colaboración de lujo de actores como Tristán Ulloa, Verónica Forqué, José Sacristán, Óscar Ladoire o Juan Diego.

De este último, que pudo ver el resultado final antes de morir, la directora solo ha tenido buenas palabras, tanto por su amor por el guion como por su disposición a interpretar un papel que no estaba previsto en sustitución de Gabino Diego.

El equipo

Presentad o por Chus Fenero, el vermú también ha contado con dos miembros del equipo de la película, José Gonçalo Pais, que dirigió a De Llanos como actriz, y el montador Adrián Viador.

El primero ha afirmado que la película está “llena de imaginación” y que “merece la pena”. “Nunca había visto algo así, porque uno piensa que lo que está ocurriendo es verdad”, ha añadido.

Para Viador fue raro montar y dar forma “a los mundos” del documental. “Es extraño poner disciplina a algo que no la tiene, pero fue muy divertido”, ha agregado sobre el carácter de un largo libre e inclasificable.

Etiquetas