Cultura

cine

El Festival de Cine supera las 8.000 presencias en sala y las 20.000 ‘on line’

La asistencia de Diego Luna y Terry Gilliam generó impactos en más de 80 países

Lleno en el Olimpia en una de las galas del Festival de Cine.
Lleno en el Olimpia en una de las galas del Festival de Cine.
Pablo Segura

La organización del Festival Internacional de Cine de Huesca ha hecho público el balance de su 50 edición, celebrada el pasado mes de junio, destacando que a la misma asistieron más de 8.000 personas a los diversos actos programados. Una cantidad, subrayan, “que supone un notable incremento de más de un cincuenta por ciento con respecto al pasado año y que reafirma el interés y respaldo social del evento en un momento donde los efectos sociales de la pandemia y la amplia demanda de propuestas audiovisuales en plataformas de ‘streaming’ están generando una difícil situación para las salas de cine”.

Destacan sobre todo el lleno total que el teatro Olimpia presentaba en la gala de inauguración del 10 de junio, así como el número de personas asistentes a las sesiones de cortometrajes a concurso, que han vuelto a presentar asistencias “pre-covid”, con algunas sesiones en las que se superó “ampliamente” el centenar de personas.

Hay que añadir, por otro lado, que “se han sobrepasado los 20.000” espectadores ‘on line’ en países de Europa, América y Asia, la mayoría de España, situándose en segundo lugar México, “con cerca de 400 streamings”, mientras que Argentina, Brasil y Estados Unidos “superan el medio centenar”. Otros países donde también ha llegado la propuesta digital son India, Australia, Kazajistán o Guatemala.

Desde la organización del Festival, por otro lado, recuerdan que durante el mismo se llevaron a cabo cincuenta actos, cien proyecciones y hubo más de un centenar de personas invitadas.

Una programación -recuerdan- en la que hubo 73 cortometrajes a concurso de 25 países, varios estrenos de largometrajes e importantes nombres a nivel internacional como los homenajeados Diego Luna (Premio Ciudad de Huesca Carlos Saura), Terry Gilliam (Premio Luis Buñuel) o el Instituto Cervantes (Premio Pepe Escriche); “una combinación de datos e hitos que ha generado impactos en más de 80 países de todo el mundo, lo que supone una importante repercusión económica directa e indirecta tanto para la ciudad como para Aragón”.

Por otro lado, en el balance hecho público ayer, respecto a la repercusión mediática del certamen oscense, se destaca, “un año más, la importancia del festival a ambos lados del Atlántico. La cita oscense vuelve a ser referente cultural para algunas de las principales cabeceras tanto en España como en Iberoamérica, con cerca del millar de noticias directas”.

Y se hace especial hincapié en la participación en el festival, ya mencionada anteriormente, del actor y director mexicano Diego Luna y el cineasta nominado al Oscar Terry Gilliam, lo que generado “un fuerte impacto en cabeceras, televisiones, radios y portales webs de países como México, Argentina, Colombia, Ecuador, Paraguay o Chile”. Y a esto añaden el crecimiento en redes sociales, que “también es notable: el festival sobrepasa los 11.400 usuarios en todos los perfiles oficiales, incrementando así su alcance social en este 2022 en más de 1.300 seguidores”.

Recuerdan, por otro lado, que una de las “bases estratégicas” de los organizadores “es la reinversión económica en el territorio y por ello la mayor parte del presupuesto se queda en Aragón, con prioridad a los proveedores y profesionales de la provincia de Huesca que representan el 95 % del total. Una sólida base fundamentada en el talento, capacidad y profesionalidad local que sirva de escaparate y altavoz en busca del fomento de las inversiones que puedan venir ligadas a invitados o empresas que durante los días del certamen pongan su mirada en Huesca”.

En el balance, por último, se resalta que se ha logrado ampliar “la capacidad vertebradora del certamen a nivel social e institucional”. En el ámbito social, se ha continuado con el programa ‘Mayores al Festival’, que ha llevado a más residencias que en años anteriores la proyección de cortos, y en el sector educativo, se ha consolidado la oferta con los talleres ‘Programa Cine Base’ y ‘Niños al festival’, destinados a docentes de secundaria y alumnos de primaria. Y se ha seguido trabajando con Cadis-Huesca en la inclusión de las personas con discapacidad, con proyecciones especiales como la de Valentina, el programa radiofónico Bandidos de la Hoya o la interpretación en lenguaje de signos de todas las galas, por ejemplo.

En el campo institucional, gracias al apoyo del IAM, se ha desarrollado una programación con ‘Cine en femenino’ y en los actos programados se puso el acento “en la importancia de reivindicar el talento y capacidad de las mujeres dentro de esta industria”.

Etiquetas