Cultura

ARTES PLÁSTICAS

David Gatta refleja el paso del tiempo en un muro de 17 metros

El artista participa así en la campaña de embellecimiento y recuperación de espacios #CuidemosMonzón

David Gatta da los primeros pasos en su gran mural.
David Gatta da los primeros pasos en su gran mural.
S. E.

David Gatta firmará el mural de arte urbano más grande de los realizados, hasta la fecha, en Monzón. Este artista, uno de los autores más reconocidos en esta modalidad con su técnica del aerógrafo, dentro de la campaña municipal de embellecimiento y recuperación de espacios #CuidemosMonzón, ha comenzado a ejecutar su mural en dos edificios del Paseo San Juan Bosco y en el que “un abuelo susurra a su nieta sosteniendo un reloj de arena que nos indica que el tiempo pasa y que no somos eternos pero que somos nosotros, los que decidimos cómo y a quién dedicamos ese tiempo”, explica Gatta.

“Una imagen entrañable entre la niñez y la tercera edad”, dicen desde el Concejo montisonense, a la vez que recuerdan que este proyecto artístico de colaboración público-privada es posible gracias a la firma de un convenio con las dos comunidades de vecinos que ceden el espacio.

Isaac Claver, alcalde de Monzón, ha subrayado que con esta nueva iniciativa “continuamos dotando de arte a nuestra ciudad y, en este caso, se trata de una actuación única en dos fachadas gigantes de 17 metros de altura que, gracias a la colaboración vecinal, va a ser posible”. El primer edil, añadía que “será el mural de arte urbano más grande de nuestra ciudad y entre los mayores de Aragón y, para esta ocasión tan especial, queremos plasmar la imagen de un abuelo y su nieta, representando la importancia que las personas mayores tienen en nuestras vidas y la figura tan importante que son para todo nieto y familia. Todo ello, será posible gracias al talento del reconocido artista David Gatta, con quien llevamos casi dos años trabajando en este bonito proyecto”.

El artista ha señalado que cuando “empezamos a hablar tenía claro que quería esas dos fachadas por el juego que dan, ya que hasta que no estás encima sólo ves una de ellas, por tanto, cuando ves las dos se produce una agitación en la cabeza del que la ve completa”.

La actuación se enmarca dentro de la campaña #CuidemosMonzón y será el quinto mural desde que se iniciara con el de La Arboleda, al que han seguido los grafitis de la calle Arriba, Calvario y una caseta en el parque de La Jacilla. Iniciativa que va a tener continuidad ya que se está trabajando en nuevos espacios en los que se va a actuar como, por ejemplo, en Selgua.

David Gatta

En su página web, Gatta afirma: “Mi yo más interno reclama ser artista. Y ahí andamos, encauzando lo que siento e intentando expresarlo con mi aerógrafo. Mi nombre es David, pero te contesto también si me llamas Gatta, Killo o el chico de los capós. Sí, has leído bien, de los capós. Podríamos decir que mis obras empiezan en esa cubierta con bisagras que cubre el motor de un automóvil y llegan hasta donde tú quieras viajar en el fascinante vehículo de la imaginación”.

Se puede decir que Gatta llegó al mundo del arte de forma accidental. Era profesional de la pintura del automóvil hasta que una enfermedad le alejó del oficio. “Me levanté del tropiezo gracias a mi primer aerógrafo, regalo que despertó en mí una nueva afición para descubrir todo un mundo de ilusiones y colores”, dice.

Etiquetas