Cultura

Iñaki Lasaosa: “El objetivo es disfrutar y crecer literariamente con los álbumes”

Coordina el taller ‘Leer mirando, mirar leyendo’ en la Biblioteca Ramón J. Sender.

Iñaki Lasaosa.
Iñaki Lasaosa.
S. E.

“Leer mirando, mirar leyendo”. Este es el sugerente título del taller que cada segundo martes de mes coordina Iñaki Lasaosa en la Biblioteca Municipal Ramón J. Sender, de Huesca. Un club de lectura en el que los participantes conversan sobre literatura infantil a través del álbum ilustrado y con el paso del tiempo, descubren lecturas para disfrutar en familia.

“El objetivo del taller -resume Lasaosa- es disfrutar, compartir nuestra experiencia lectora y crecer literariamente con los álbumes, libros en los que los textos, las imágenes y los formatos se combinan de infinitas maneras”.

Desde el principio se apuntan a este taller, sobre todo, “docentes o personas relacionadas con una educación formal en un colegio o monitores de asociaciones de personas con discapacidad...”.

Este es el cuarto año del taller. “El inicio de la pandemia fue el primer año y llegamos a estar 18 personas apuntadas, pero con la pandemia se partió la dinámica y no ha sido tan fácil”, explica el dinamizador de este club de lectura.

Este año hay 9 apuntados y el número máximo de participantes es de 15, con lo que los interesados aún pueden inscribirse. La gran mayoría de los asistentes son mujeres, con edades comprendidas entre los 35 a los 55 años.

Así resume Lasaosa lo hecho hasta ahora: El primer año, “catalogamos libros”; el segundo, “seleccionamos obras hechas, escritas e ilustradas por mujeres”, y desde el tercero “proponemos dos obras para analizarlas y compararlas y compartir con los participantes lo que les parece, si les ha gustado…”. Este año se trabaja con estos dos títulos: ‘Un cocodrilo en la granja’ (Editorial Combel), de Susanna Isern y Carles Ballesteros, y ‘Un lunes por la mañana’ (Fondo de cultura económica), de Uri Shulevitz.

“En la conversación que se genera en la tertulia salen muchas cosas a nivel personal”, resalta Lasaosa, a la vez que insiste en que los libro-álbum no solo van dirigidos a público infantil, sino que cada vez ganan más lectores entre los adultos, porque aumentan cada año las ediciones de este tipo de libros para ellos, e incluso son un excelente regalo para los niños pre-lectores, por las atrayentes imágenes que suelen llevar.

Etiquetas