Cultura

LA ENTREVISTA

Eduardo Martínez Carnicer: “Busco temas genéricos que abarquen todos los asuntos de la literatura”

El escritor presentó en Huesca su última publicación ‘99 formas de caer y levantarse’

Eduardo Martínez Carnicer.
Eduardo Martínez Carnicer.
Pablo Segura

El escritor oscense Eduardo Martínez Carnicer presentó, el pasado viernes, en el centro cultural Manuel Benito Moliner de Huesca, su último libro 99 formas de caer y levantarse, en un acto organizado por la Asociación Aveletra, en el que se incluyó la lectura de varios textos.

Se trata de un libro que como su autor indicó a este diario, “son 99 microrrelatos hilvanados a través de objetos y personajes que se repiten intencionadamente para darle un aire de familia al conjunto de textos”. En este aspecto, detalló Martínez Carnicer que los relatos tienen “una misma forma de tratar las historias, usando un lenguaje más coloquial que es habitual en lo microrrelatos, con historias de intimísimo” que surgieron , dijo el escritor “con idea de dar voz a los sin voz, con personajes cotidianos y antihéroes y donde la figura retórica que más aparece es la personalización, usando cierta fantasía”.

Martínez Carnicer reveló que “el título es la metáfora que tiene que ver con la alegoría de la vida y lo curioso de luchar contra las leyes físicas”. Así comparó las historias con pequeñas viñetas de dibujos animados, donde se reta con frecuencia a la gravedad, “con escenas breves de caídas donde les pasan, a personajes, cosas corrientes o extraordinarias”.

Por otro lado, el autor comentó que “hay, en el libro, tres apartados: Sobre animales, en el sentido más amplio; el segundo de familia, en el sentido de convivencia entre personas, y el tercero es el de palabras y cosas en referencia al metalenguaje, pero, -añadió- busco que sean temas genéricos que abarquen todos los asuntos de la literatura”. Al hilo de lo cual, reflexionó sobre que “una vez en Huesca, el premio Cervantes Sergio Ramírez, dijo que había cuatro grandes temas: el amor, la muerte, la locura y el poder y este libro también engloba estos cuatro apartados”. Así explicó que “en el primer caso, más bien hablo del desamor; en el segundo, trato la muerte empleando el humor negro; el tercero, abarca los temas más surrealistas y el último, el poder, se aborda con ironía”.

Sobre el microrrelato, admitió Martínez Carnicer, que se había sentido muy a gusto con este género, del que apuntó que “tiene muy buena acogida por la brevedad en estos tiempos de prisas”.

Etiquetas