Cultura

LA ENTREVISTA

Íñigo Sesma: “Me dejaré llevar por lo que me inspiren el lugar y sus habitantes”

El artista donostiarra participará en la sexta edición de las Residencias Artísticas Lo Mon Contemporáneo

Íñigo Sesma.
Íñigo Sesma.
José Delou

El valle de Hecho acoge, a partir del 13 de julio, la sexta edición de las Residencias Artísticas Lo Mon Contemporáneo. Cuatro artistas se reunirán en esta villa para convivir y crear en un entorno natural impresionante, inspirándose en la cultura ancestral del lugar. Uno de los artistas seleccionados es Íñigo Sesma, conocido por su trabajo en pintura mural.

El artista ha estado desarrollando un proyecto en el que combina fotografía y vídeo con un enfoque cinematográfico. “Llevo años desarrollando un proyecto artístico basado en un estilo de pintura que parte de la fotografía y el vídeo. Me interesa mucho el lenguaje cinematográfico”, explica Sesma a este periódico.

El donostiarra se centra en crear una especie de documental pictórico, construido a partir de diversos fotogramas que están especialmente inspirados de paisajes de Estados Unidos en los que puede haber “escenas sin personajes o con personajes que narran una situación”, añade.

Estos trabajos los transforma en murales en los que, como él destaca, siempre se adapta al entorno. “Suelo tener en cuenta el espacio que ocupará el mural, adaptándome a la arquitectura y a la situación geográfica local. Intento ser respetuoso con el entorno”, comenta.

Precisamente, en la residencia artísticas de Lo Mon Contemporáneo realizará un trabajo relacionado con esta disciplina, aunque confiesa que “no tiene un plan concreto y prefiere dejarse llevar por la inspiración”. “Me dejaré llevar por lo que me inspire el lugar y sus habitantes. Veré cómo construir una serie de imágenes para el mural”, dice.

Además, confiesa que no conocía esta iniciativa que impulsa el Ayuntamiento de Hecho y que cuenta con el apoyo de la Diputación de Huesca. Fue un amigo quien se lo descubrió. “Un artista que participó en una edición anterior me lo recomendó. Me pareció interesante porque, además de pintar y los murales, me encanta el entorno natural. Me pareció una buena oportunidad”, revela el artista.

Aunque aún no ha tenido mucho contacto con sus compañeros de residencia, Sesma espera que su relación fluya. “Hicimos un grupo de WhatsApp recientemente, pero aún no he tenido mucho contacto con ellos. Será una sorpresa ver cómo nos influenciamos mutuamente”, señala.

Y es que cree que puede influenciarse de todos. “Es importante recibir ‘feedback’ de otras personas y aprender de ellas”, afirma y continúa: “Será sorpresa ver cómo nos llevamos”. 

Sesma, además tiene un proyecto llamado Formato Norte, un espacio donde trabaja junto a otros seis o siete artistas.

“Surgió como un colectivo, y aunque llevamos poco tiempo con el nombre, hemos trabajado juntos casi diez años. La dinámica de trabajo y los referentes artísticos nos unen”, concluye.