Deportes

TENIS

"La Escuela de tenis está a tope, hay gente a la espera de entrar"

Edu Piedrafita lleva los grupos de competición y Peto se ocupa de la iniciación

"La Escuela de tenis está a tope, hay gente a la espera de entrar"
"La Escuela de tenis está a tope, hay gente a la espera de entrar"
S.E.

HUESCA.- A sus 25 años Edu Piedrafita agradece "la oportunidad" que le ha brindado su padre para ponerse al frente de los diferentes grupos -"los llevo todos menos el de los más pequeños, que ese lo lleva mi padre", comenta-, además de las clases que imparte en los cursos del Patronato de Deportes.

"Las competiciones han estado muy complicadas en los últimos meses a causa de la pandemia, pero hemos seguido trabajando", destaca Edu, que incide en lo expuesto por el "jefe" en cuanto a la labor que desarrolla el club con su escuela. "Lo nuestro es casi como una actividad extraescolar, más lúdico, con la idea de que se diviertan y aprendan".

Entre los chicos que está moldeando pone el acento en varios de ellos por la proyección de futuro que tienen. Apunta hacia Raúl Estaún, un prebenjamín que está jugando con los benjamines y al que ve con "ganas y esfuerzo y como un referente porque hace que el resto de niños de su edad se motiven", además de Lorenzo Viñuales e Ismael Claver. "Estos se apuntan a todos los torneos e, insisto, lo que queremos es que todos se diviertan. Y donde más se aprende es compitiendo".

Los benjamines son los que han participado en el Campeonato de Aragón y el equipo absoluto ha logrado el ascenso a la Primera División del Grupo VIII del torneo autonómico.

Edu pide "sobre todo, que se recupere la normalidad", entre otras razones por la obligatoriedad de tener que jugar con mascarilla (no es necesaria cuando solo hay dos en pista, aunque el profesor la tiene que llevar en todo momento) y que a través del disfrute, de las clases y de los entrenamientos, "vayamos sacando gente, porque entre todos siempre aparece un chaval para ir tirando del carro".

También toma el relevo reivindicativo de su padre en cuanto a la necesidad de una pista cubierta. "Ya sé que se pide desde hace 30 años y que son tiempos difíciles. Pero es también una necesidad. Tenemos lista de espera y contar con esa instalación nos daría un salto de nivel y de motivación para entrenadores y jugadores. Ahora disponemos de cinco pistas en la Ciudad Deportiva, pero hay que dejar dos libres para los usuarios y hay momentos en los que tenemos diez niños en dos pistas. También están las dos de Ruiseñor", observa.

PETO, CON LOS MÁS PEQUEÑOS

Roberto García, Peto, lleva ya 18 años en el club, además de haber colaborado en los cursos del Patronato, y su trabajo lo desarrolla en el Ruiseñor con dos grupos de diez niños de 6 a 10 años. Entre ellos, tres niñas entre la veintena de féminas que hay en la Escuela.

Peto está encantado de dar las clases de iniciación y perfeccionamiento, los primeros pasos "antes de mandárselos a Eduardo", señala y afirma que "disfruto mucho con ellos y son menos conflictivos", espeta con una sonrisa.

Las puertas de Zoiti están abiertas de forma permanente "a todos los niños". Y recuerda que "los más pequeños cuando llegan apenas saben coger la raqueta. Por allí hay que empezar".

En su opinión, "lo más importante es que vengan motivados, contentos y que se lo pasen bien". Objetivo que ve cumplido porque "todo el que empieza, acaba", tal es el grado de satisfacción de alumnos y padres.

Desde la raíz, "inculcamos el deseo de fomentar el trabajo en grupo, que se respeten entre todos y que colaboren entre ellos. Nuestra labor es una enseñanza recíproca".

Y, dentro de todo eso, "para los medios que tenemos, la evolución ha sido muy buena, he visto gente nuestra en campeonatos de España y a nivel regional muchos se hacen cruces de ver cómo crecen y el nivel de nuestros jugadores. Y, de hecho, con la pandemia hemos crecido más y hemos tenido que decir que no a gente que quería entrar pero que ahora con los protocolos tienen que esperar".

Etiquetas