Deportes

SENDERISMO / PEÑA GUARA: TAA

Un recorrido por la Sierra de la Carrodilla con tiempo cambiante

La lluvia amenazante finalmente no molestó en una completa ruta

El grupo de senderistas, en la cima del Pico Buñero con un cielo cubierto.
El grupo de senderistas, en la cima del Pico Buñero con un cielo cubierto.
Peña Guara

A las 7:30 horas del domingo pasado, 32 compañeros de la sección de Turismo por el Alto Aragón del club oscense de montaña Peña Guara partían en dirección al Congosto de Olvena. El cielo estaba bastante cubierto, nada más salir de Huesca una fina lluvia hace acto de presencia, al llegar a Barbastro la lluvia arrecia y les hace temer que el día va a ser pasado por agua. Son las 8:45 horas cuando el autobús se detiene en un ensanche de la carretera A-123, sigue lloviendo, pero no se arredran y pertrechados de capas, chubasqueros, etc., comienzan la andada.

La senda salva en este comienzo un fuerte desnivel, pasados unos minutos la pendiente se suaviza y ¡deja de llover! Se preguntan ¿hasta cuándo? Siguen subiendo y en menos de una hora llegan a un mirador natural. Como el cielo totalmente cubierto no les deja ver gran cosa, aprovechan el sitio para almorzar. Repuestas las fuerzas reanudan la marcha, ahora caminan por pista durante un par de horas hasta llegar al Pico Buñero. Unos minutos antes de lo previsto llegan a la cima. Lástima que el cielo siga completamente nublado, lo que les priva de las preciosas vistas que se pueden disfrutar en los días claros desde esta atalaya.

Así que como no hay mucho que ver, se hacen la fotografía de grupo, descansan unos minutos y enfilan la bajada a la Ermita de la Carrodilla. De nuevo con antelación al horario previsto llegan a la ermita. Sigue sin llover y aprovechan para comer. Algunos aún tienen tiempo y ganas de subir un repecho para visitar las pinturas rupestres del “Forau del Cocho”.

A las 15 horas retoman la caminata, primero unos 2 kilómetros por pista y luego ya por una senda otros cuatro kilómetros, que en cómodo descenso les lleva a Estadilla, final de la excursión. Son las 16:30 horas y amablemente el conductor acerca el autobús hasta la plaza el Sol de esta villa. Aprovechan para dejar las mochilas, se cambian de ropa, calcero, etc y como hay unos veladores los ocupan rápidamente para tomar un refrigerio. Quien les iba a decir esa mañana que iban a acabar sentados al aire libre. ¡El tiempo es así de caprichoso!

En cifras, recorrieron 20 km. en 6 horas netas de andar, superando un desnivel de 800 metros de ascenso y 750 de descenso.

La próxima excursión de la sección de Turismo por el Alto Aragón será el domingo 3 de abril por la Sierra del Galardón y el nacimiento del Alcanadre.

Etiquetas