Deportes

CICLISMO

Orbea Monegros homenajea a los que han hecho historia

Guillermo Ezquerra, Bernardo Tena, Jacinto Ríos, Manuel Lapuente, Roberto Iglesias y Jesús Tarrafeta a título póstumo, tuvieron un reconocimiento

Los homenajeados, junto a las autoridades y Nájera.
Los homenajeados, junto a las autoridades y Nájera.
Marga Bretos

En la tarde del jueves el Cine Teatro El Molino de Sariñena se convertía en un reencuentro del pasado, presente y futuro de Orbea Monegros, un reencuentro de estos veinte años en que la prueba ha crecido, “a la que 100.000 participantes han acudido a la llamada del desierto”, decía Juan Carlos Nájera, emocionado y satisfecho de esta aventura que daba comienzo con 450 personas en una maratón de 20 horas que se ponía en marcha en Grañén en 2001.

Después de estos dos años de parón obligado, vuelven los 8.000 ciclistas a Los Monegros para disfrutar de sus sierras y del desierto monegrino y como avance al esperado día 23 de abril, la organización realizó este evento en el que los protagonistas fueron Guillermo Ezquerra, Bernardo Tena, Jacinto Ríos, Manuel Lapuente, Roberto Iglesias y Jesús Tarrafeta, representado por su esposa, Elena Royo, y su hijo Luís.

De todos ellos, dos excepcionales ciclistas como Tena y Ríos han participado en las 19 ediciones, y Ezquerra, de Lanaja, en 18, pues una no llegó a tiempo a la inscripción, “no lo quiero ni recordar”, dijo el ciclista manifestando que, “para mí, es la prueba más importante del año”, o como Tena que junto a Tarrafeta, ambos de Sariñena, siempre hacían juntos la Orbea Monegros, puesto que los dos tenían pasión por el ciclismo y por Los Monegros. Para Tarrafeta, la bicicleta era “esfuerzo y compañerismo así como de caerte y levantarte, lo que llevó también a la práctica en su lucha contra la enfermedad”, explicó su viuda, Elena Royo, orgullosa del reconocimiento otorgado. Tena volverá este año a participar en la prueba y a disfrutar de la aventura.

Jacinto Ríos es de Tarrasa, y año tras año ha sido fiel a su cita con Orbea Monegros, “me encanta venir, por el ambiente, el paisaje y la organización, cada año mejor”, dijo, siendo uno de los que participaron en la primera prueba de Grañén, “nada que ver con lo que se organiza ahora, este año ya tengo mi dorsal y estaré en primera fila”.

Desde Tarazona, Manuel Lapuente también fue homenajeado por ser el ganador de la primera edición, “y continúo viniendo todos los años”, además explicó que en la prueba de Grañén el invitado de honor fue Caludio Chiappucci, “fue algo diferente e innovador, especialmente por su gran kilometraje, con muchos retos para la organización. Fue una gran aventura”, explicaba Lapuente.

Y también hubo un homenaje para Roberto Iglesias, el carismático líder de la Quebrantahuesos, puesto que siempre ha apoyado a la prueba monegrina, “colaboramos en su organización, especialmente durante los primeros años cuando tenía dificultades y todavía estaba despegando”.

En su persona, Orbea quiso reconocer a todos aquellos que de una u otra forma han sumado al éxito de la prueba y en especial, a sus voluntarios, “hay que saber qué quieren los ciclistas y ofrecérselo, ponerse en su lugar, y, al mismo tiempo, contar con muchos voluntarios, ya que son la imagen de la prueba, la sonrisa amable, lo que todos recuerdan al finalizar”. Asimismo destacó que gran parte del éxito es el territorio monegrino que brinda aventura.

Entrega de maillot a Juan Carlos Nájera, el indiscutible alma de la prueba
Entrega de maillot a Juan Carlos Nájera, el indiscutible alma de la prueba
Marga Bretos

En el acto también intervino el alma de Orbea Monegros, Juan Carlos Nájera, que además recibió un maillot amarillo con su nombre por parte del ayuntamiento de Sariñena y reconoció que este 20 aniversario “va a ser muy especial”.

Por su parte, el alcalde de Sariñena, Juan Escalzo y el presidente de la Comarca de Los Monegros, Armando Sanjuan, manifestaron la ilusión y ganas que tienen de que haya vuelto la prueba, además de anunciar que el consistorio ya ha solicitado al Gobierno de Aragón la catalogación de la Maratón Orbea como Fiesta de Interés Turístico y Deportivo. “Es una prueba única muy enraizada en el territorio, además de una importante herramienta de difusión con un importante impacto económico sobre Los Monegros”.l

Etiquetas