Deportes

carreras por montaña

El Trail Valle de Tena, en su esplendor

La jornada del sábado, con sus pruebas largas, llenó de corredores sus parajes

Una de las participantes en el Gamo Negro.
Una de las participantes en el Gamo Negro.
Toño Algueta

El Trail Valle de Tena volvió en todo su esplendor y llenó de corredores sus parajes en una jornada de sábado con sus pruebas más exigentes, la 8K y la 4K. Hoy quedan las carreras cortas, la 1K y la 2K.

En los dominios del Garmo Negro (3.064 m), icono de la carrera, más de 550 corredores se enfrentaron a dos de los recorridos más duros y bellos de la cordillera. Los más rápidos los superaron ayer, pero todavía quedaba un valiente grupo que necesitará las primeras horas del domingo para intentarlo.

En lo competitivo, esta séptima edición será recordada por el grandísimo nivel de atletas y por la victoria de cuatro de ellos: Luis Alberto Hernando y Oihana Azkorbebeita en la 4K, récord incluido, y Javi Domínguez y Margarita Paucar en la 8K.

Luis Alberto Hernando, ganador del la 4K, celebra su victoria a su llegada a la meta.
Luis Alberto Hernando, ganador del la 4K, celebra su victoria a su llegada a la meta.
Sara Guerin

Y como siempre en montaña, la meteorología fue la otra gran protagonista. Con un amanecer iluminado por los reflejos de una tormenta que se alejaba, el paso de las horas fue dejando que el sol se alternara con las nubes y la lluvia, que también tuvo sus momentos de gloria, fue más leve de lo que se preveía.

Luis Alberto Hernando y Maddi Arrazola reventaron los cronos de la 4K. La fuerte competitividad y el gran nivel atlético de los favoritos deparó una carrera muy rápida y emocionante entre el Balneario y el pueblo de Panticosa. Un trazado de 43 kilómetros y 3.500 m positivos, bello y duro a partes iguales, que además del Garmo visita lugares tan icónicos como los ibones de Bachimaña, el collado del Tebarray o las laderas del Pico Foratata.

Entre los chicos, fue el seis veces campeón del mundo, Luis Alberto Hernando, quien se llevó el triunfo con un tiempo de 5:44:49, superando en más de 8 minutos el récord que Zaid Ait Malek estableció en la última edición. “Ha estado muy igualado, nos íbamos viendo en todo momento y sabía que no me podía despistar ni un segundo. Yo iba mejor en las subidas y él [Íñigo Macías] en las bajadas, y como sabía que la carrera terminaba en descenso he tenido que esforzarme al máximo”, reconoció el burgalés residente en Jaca. “Los senderos de los Pirineos no tienen nada que envidiar a los de ningún lugar del mundo”, afirmó.

Salida de la prueba 4K desde Panticosa con una multitud de corredores.
Salida de la prueba 4K desde Panticosa con una multitud de corredores.
Jorge Millaruelo

A poco más de dos minutos llegó Íñigo Macías (5:47:39). El tercer lugar fue para el campeón de Aragón, Alberto Torres (5:59:09).

En categoría femenina, Oihana Azkorbebeitia, se hizo con el triunfo con un impresionante crono de 6:57:45. “Vine aquí en 2018, pero me tuve que retirar, así que me quedé con las ganas de descubrir el resto del recorrido. Regresar a estas montañas y ver lugares tan impresionantes es una pasada”, apuntó.

Larraitz Aragón (7:17:44) se sorprendió a sí misma con la segunda posición, Ainhoa Elizondo (7:22:48) fue tercera.

Javi Domínguez y Maddi Arrazola fueron los más fuertes en la 8K, con 77 kilómetros y 6.800 m positivos. Marc Ollé abrió brecha, sin embargo, en la segunda mitad se giraron las tornas y el ritmo constante de Domínguez se acabó imponiendo sobre el del catalán, y acabó venciendo con 12:59:35.

“Ha sido muy bonita, es una carrera de montaña de verdad. La subida al Garmo se me ha hecho muy dura, pero he tenido paciencia y al final Marc ha petado un poco y he podido ponerme primero”, comentó el ganador , que sacó más de 30 minutos a Marc (13:31:45). Tercero fue Miguel Mataix (14:17:09).

Entre las chicas, Maddi Arrazola fue la más consistente. Eulalia Margarita lanzó la carrera, llegando ponerse con más de 30 minutos de ventaja en el collado de Tebarray. Sin embargo, tuvo que retirarse en La Sarra (kilómetro 56), por lo que la vasca tomó el liderato que defendió hasta la meta (17:49:07).

“Solo pensaba en terminar, ha sido muy largo y muy duro. La vuelta a la Foratata y la última subida a Sierra Plana han sido lo más duro. Recomendaría esta carrera por su belleza, los ibones, las montañas… Son espectaculares”, compartió. Tras ella finalizaron Carmen Palacín (18:09:46) y Manuela Torres (18:24:00).

Etiquetas