Baloncesto

BALONCESTO / LEB ORO

Levitec Huesca, en el fondo de la tabla y cosido a puntos

Es el único equipo de la liga que no ha ganado tras la disputa de siete jornadas

El equipo peñista volvió a encajar canastas muy fáciles contra el Gipuzkoa.
El equipo peñista volvió a encajar canastas muy fáciles contra el Gipuzkoa.
Óscar Araujo

El Levitec Huesca La Magia sufrió este miércoles en San Sebastián su séptima derrota seguida desde el arranque liguero y marcha ya último en la clasificación, como único equipo sin victorias en su casillero en la Liga LEB Oro

Su siguiente rival, Palma, consiguió la primera victoria este miércoles contra el Juaristi ISB (81-65) y ello aumenta la importancia del encuentro que se disputará este domingo por la tarde en el Palacio de Deportes de Huesca.

El equipo peñista atraviesa un momento delicado, por lo visto en la pista casi desde principio de temporada. Las esperanzas que dieron los tres primeros cuartos contra el Leyma Coruña la semana pasada, fueron barridas por las sensaciones ofrecidas en San Sebastián.

El Peñas volvió a perder contra el Gipuzkoa y repitió lo que se está convirtiendo en una constante: encajar muchos puntos partido tras partido.

El equipo no sólo marcha último, sino que también va destacado para mal en el aspecto de puntos encajados. Ha recibido 629 puntos en siete jornadas, lo que supone una media de 89,8 por partido. Demasiado alta en todos los sentidos e injustificable por el hecho de aspirar a jugar con velocidad, puesto que son muchos los equipos que persiguen esa idea y no encajan tanto y porque el número de puntos anotados está muy lejos de poder compensar lo encajado.

Los peñistas anotan 73,1 puntos por duelo, una cifra que no estaría del todo mal, si no fuera porque está 16,7 puntos por debajo de lo que encajan.

En los últimos encuentros la cuestión se ha agravado, pues antes el equipo conseguía llegar a los finales con ciertas opciones, algo que no ha ocurrido en las últimas tres jornadas.

Y en las dos últimas visitas, se han recibido sendas palizas (101-70 en Granada y 95-68 en San Sebastián). Los rivales han anotado con demasiada facilidad.

Leve esperanza en el calendario

Hay pocos aspectos a los que agarrarse ahora mismo y uno de ellos puede ser un calendario algo más benevolente, aunque no demasiado y que, en cualquier caso, requiere de una mejoría notable, para conseguir victorias.

El equipo recibe este domingo a Palma, que sólo lleva un triunfo y la semana que viene repite en casa, aunque contra un rival mucho más fuerte, como es Palencia.

Después llega una semana de parón por las ventanas FIBA que podría servir para incorporar a algún jugador, si es que se va a hacer, o al menos para entrenar con calma.

Y entre diciembre y enero el equipo se mide a muchos rivales directos en una teórica lucha por la permanencia: Girona (3-12), Melilla (22-12), Alicante (8-1), Juaristi (16-1) o Prat (22-1).

Otro aspecto al que agarrarse tímidamente son las prestaciones dadas por Andrejevic y Etxeguren como 5, que deben servir para mejorar algo el panorama.

Etiquetas