Baloncesto

BALONCESTO / LEB ORO

Adom asume el liderazgo anotador del Lobe Huesca

El exterior estadounidense ha elevado su aportación atacante e incrementado su juego hacia el aro en un equipo que ha encajado menos

Nyameye Adom, en el último encuentro del Lobe Huesca en casa ante el Menorca.
Nyameye Adom, en el último encuentro del Lobe Huesca en casa ante el Menorca.
Pablo Segura

Los últimos buenos resultados del Lobe Huesca se han producido por un paso adelante de todo el equipo, en general, pero también de algunos jugadores en particular y en determinadas facetas. De ese modo, el equipo ha podido sumar cuatro victorias en los últimos seis encuentros y ha tenido opciones claras de ganar los otros dos.

Uno de los casos claros es el de Nyameye Adom. Jugador importante desde que comenzó la temporada, el escolta estadounidense ha elevado sus prestaciones anotadoras en los últimos encuentros, asumido más protagonismo en las acciones ofensivas y se le ha visto más cómodo en general.

Adom viene de anotar 21 puntos en la victoria del equipo en Cornellá, donde fue una de las piezas claves para el buen funcionamiento del equipo.

Pero ya ha sido patente un incremento de su anotación en los últimos encuentros y también un cambio hacia un juego más vertical hacia canasta, mucho más en busca de la penetración que del tiro lejano. De hecho, en Cornellá los puntos de Adom vinieron de un 7 de 10 en tiros de 2 y solo anotó un triple en tres intentos. Y, además, repartió cinco asistencias entre sus compañeros.

Es algo que viene ya de anteriores encuentros. En Salou anotó menos, 11 puntos, pero también fue uno de los referentes del equipo en ese plano. Y en Cartagena anotó 17 puntos que no resultaron suficientes para que el equipo ganaran, pero que si le ayudaron a mantenerse en el duelo hasta cerca del final.

En la victoria en Alginet también fue la segunda gran fuente anotadora del equipo con 19 puntos. N’Guessan metió entonces 24. Y ambos fueron claves en un triunfo por 67-73.

Contra el Menorca sus 14 puntos no sirvieron para ganar, pero también fueron una de las claves para que el equipo compitiera por una victoria que se escapó en el último instante.

Y en la primera victoria del equipo a domicilio contra el Horta Godella, Adom fue el máximo anotador del equipo con 21 puntos.

Reducción de los puntos en contra

Y por otro lado, la mejoría de los resultados en los últimos encuentros ha venido aparejada a una reducción de los puntos encajados por el equipo en estos encuentros.

Hasta la décima jornada el equipo, con un balance de 3-7, había encajado 730 puntos, es decir una media de 73 puntos por partido.

En los últimos seis partidos el equipo ha encajado 414 puntos, es decir, una media de 69 puntos por encuentro.

Y, sobre todo, las últimas cuatro victorias se han producido con el rival anotando menos de 70 puntos. Ante L’Horta Godella, con un 67-72; ante el Algimnet con 67-73; ante el Salou con 60-67 y ante el Cornellá con un 68-72.

Esa firmeza defensiva ha permitido al equipo salvar algún momento de dificultad anotadora y mantenerse siempre en los duelos.

Y, aunque el equipo ha tenido jornadas más anotadoras, la verdad es que solo ha ganado un encuentro con el rival por encima de lo 70 puntos, a Benicarló con un 87-76. Es una de las claves en la escalada en la tabla. 

Etiquetas