Balonmano

BALONMANO - LIGA ASOBAL

Alex Marcelo, bicentenario con mucha cuerda

El lateral de Bada cumplió ante Cangas 200 partidos en la máxima categoría

Alex Marcelo, bicentenario con mucha cuerda
Alex Marcelo, bicentenario con mucha cuerda
LOF

HUESCA.- La liga Asobal informaba a principios de esta semana de algunos números redondos que se cumplían tras jugarse la primera jornada de la segunda vuelta, y entre ellos nombraba los 200 partidos del lateral de Bada Huesca Alex Marcelo.

A sus 25 años, el zurdo de Carboneras puede presumir de haber jugado con esta ocho temporadas en la máxima categoría del balonmano español, en tres equipos diferentes, y siempre siendo una referencia ofensiva, puesto que ha sumado 691 goles en esta ya larga carrera, a una media de más de tres tantos por partido.

Comenzó por tanto de muy joven, con la mayoría de edad como quien dice, jugando en el Balonmano Antequera, equipo con el que ya comenzó a destacar, pese a que los andaluces ese año descendieron. Esto hizo que el Anaitasuna fijara su atención en Alex y lo fichara en la temporada siguiente, la 2012-13.

Y de ahí, llegada a Huesca, donde ahora cumple su sexta campaña y además tiene contrato por dos temporadas más, por lo que llegará, si no ocurre nada y como mínimo, a las ocho temporadas en Huesca y diez en Asobal.

El jugador andaluz aseguraba que conocer esta semana el dato le había sorprendido. "La verdad es que no llevaba la cuenta de los partidos que llevaba y me sorprendió que sean tantos, pero es un aliciente más para seguir y cumplir muchos más".

UN DEBUT MUY JOVEN

Echando la vista atrás, su primer recuerdo tras estos dos centenares de partidos es su debut en Antequera, un equipo de su tierra que le dio la oportunidad de muy joven. "El primer recuerdo que me viene a la cabeza es el debut en Antequera. Estaba entrenando regularmente con el primer equipo, pero tampoco había mucha idea de jugar, y tuve esa oportunidad de debutar. Salieron bien las cosas y al final pude jugar bastantes partidos. Salió la opción de ir a Pamplona y no lo pensé, porque era seguir en la máxima categoría. Y después de eso ya vine a Huesca".

Seis temporadas, que serán ocho, lo que muestra una estabilidad poco habitual y que responde a que Alex está muy cómodo en el club. "Siempre he dicho que en Huesca estoy como en casa. No he tenido nunca un problema y al revés, estoy muy agradecido por cómo se me trata a lo largo de todos estos años".

Seis temporadas dan para mucho, aunque tiene claro que para él la que más le marcó fue precisamente la primera. "Cada año ha sido emocionante y bonito, pero desde luego la que más recuerdo es la primera. Jugamos la Copa Asobal (en una semifinal contra el Barcelona en la que Marcelo además fue el jugador del partido, pese a que no se ganó), la fase final de la Copa del Rey y nos clasificamos para Europa. Ha sido la más completa".

También destacaba la temporada siguiente, en la que pudo debutar en Europa, en esa eliminatoria de EHF ante el Eskilstuna sueco. "No pasamos, pero fue algo histórico para el club y desde luego que para mi fue una experiencia increíble".

REPETIR ÉXITOS

Y hablando de esa experiencia, este año a día de hoy el equipo lucha por repetir la hazaña. "Sabemos dónde estamos ahora y lo que queda, y de momento nos fijamos pequeños objetivos, como puede ser ganar a Benidorm este fin de semana. Ahora mismo lo principal es seguir trabajando bien, ganar el siguiente partido, y cuando se acerque el tramo final de la liga veremos qué se puede hacer".

Con seis temporadas en el club es uno de los jugadores más veteranos, y con esa experiencia puede hablar de la evolución del club. "La evolución en estos años es muy positiva. Cada año han llegado jugadores nuevos, y otros se han marchado, pero al final quedan muchos vínculos de amistad con mucha gente. El equipo ha ido subiendo el nivel en cada temporada. En los tres útimos años nos hemos quedado cerca de los de arriba, y esa es la tónica a seguir ahora, con el estilo que ya tenemos claro, bien compenetrados como equipo y siendo lo más competitivos posible. Con todo eso podemos soñar con Europa de nuevo".

En estas seis temporadas, además, ha tenido siempre al mismo técnico, y también es un factor para garantizar su continuidad. "Antes de venir a Huesca coincidí con él en concentraciones de la Selección Española en categorías de base. Cuando fiché por Huesca sabía que estaba aquí y también fue una razón para venir, por su manera de trabajar y porque siempre da oportunidades y confianza a los jugadores jóvenes. Estoy muy contento teniéndole como entrenador".

Etiquetas