Fútbol

FÚTBOL FEMENINO - PRIMERA NACIONAL

El Huesca Femenino comienza sus entrenamientos en campo

Tras cerca de un mes de trabajo físico, las azulgranas se ejercitaron este lunes por primera vez sobre el césped de San Jorge

El Huesca mantiene buena parte del bloque que logró la permanencia el pasado curso.
El Huesca mantiene buena parte del bloque que logró la permanencia el pasado curso.
SDH

El Huesca femenino continúa con su preparación de cara a la próxima temporada y este lunes inició el trabajo en campo con su primer entrenamiento de la pretemporada en San Jorge. Desde finales de julio, el cuadro oscense ha estado realizado un trabajo muscular preventivo para llegar a estas tres semanas de sesiones sobre el verde en un buen estado físico.

Las azulgranas afrontan su tercera temporada consecutiva en Primera Nacional y la entrenadora, Verónica Rodríguez, cuenta con una buena base del curso anterior, en el que lograron la permanencia con dos jornadas de antelación, ya que siguen dieciocho jugadoras: Nuria Rodríguez, Marta Alonso, Lau Salinas, Patricia Alijarde, Esther Sancho, Julia Sanz, Laia Blanc, Rocío Sánchez, Laura Royo, Beatriz Lacaba ‘Totti’, Cristina Manogué, Marta Hernán, Carolina Morales, Lydia Ardanaz, Iris Arnas, Andrea Estaún, Sara Sanaú y Daiana Domeniconi.

A ellas hay que sumar los tres fichajes que se han hecho para el equipo: la defensa Paz Sánchez y las delanteras Sara González y Akane Kuwahara, la primera japonesa de la historia del conjunto femenino. Además, durante la pretemporada están entrenando con el primer equipo siete futbolistas del filial: Lucía Li, Teresa Muro, Vanessa Ramírez, Julia Corredera, Clara Bergés, Lucía Marco y Emma Gascón.

Rodríguez apunta a que esto supone “una oportunidad” para esas canteranas, las cuales “tienen cualidades para estar en el futuro en el primer equipo y podrán entrar en la dinámica” del mismo. Y pone el ejemplo de Lydia, quien subió del filial la pasada temporada.

La entrenadora azulgrana señala que las jugadoras están “motivadas y con ganas de empezar a tocar balón”, algo que hicieron por primera vez este verano en la tarde de este lunes. El equipo va a ejercitarse en San Jorge durante estas tres semanas cuatro días a la semana por las tardes y disputarán tres partidos amistosos: este sábado contra el Pardinyes en San Jorge, el martes 24 frente al Zaragoza CFF en Villanueva de Gállego y el sábado 28 contra el AEM de nuevo en San Jorge, además de algún encuentro contra el filial en algún entrenamiento.

Verónica Rodríguez afirma que estas tres semanas de sesiones en el campo, con todo el trabajo físico que hay por detrás, serán suficientes para llegar en un estado de forma óptimo al comienzo de liga del fin de semana del 5 de septiembre. La preparadora, que también es coordinadora de la sección femenina del club, resalta que las jugadoras “también necesitan desconectar”, ya que muchas de ellas viven en Zaragoza y/o compaginan el fútbol con otros trabajos.

“Un reto difícil”

Durante el periodo de trabajo físico, las azulgranas “han respondido bien, pero no es lo mismo que entrenar con balón”. Y, a su vez, “no es lo mismo empezar a ejercitarse con balón sin un trabajo previo” como el que han hecho hasta ahora.

Rodríguez asegura que el Huesca afronta la campaña 21/22 “con ilusión y con ganas de demostrar el trabajo realizado la temporada pasada”, ya que se mantiene buena parte de la plantilla de entonces. Sabe que será “un reto difícil”, ya que “el grupo se ha complicado todavía más” con los descensos desde la Liga Retro del Espanyol B y del Collerense, además de que habrá un rival más de Islas Baleares, el Sant Lluis, de Menorca. 

Etiquetas