Fútbol

fútbol / clasificación mundial 2022

España, en el alambre y sin red, está obligada a ganar a Georgia (20:45)

La Roja espera un pinchazo de Suecia para depender de sí misma

Luis Enrique.
Luis Enrique.
EFE

Con la obligación de ganar y esperar un tropiezo de Suecia que resucite las opciones de clasificación directa al Mundial 2022, la selección española recibe a Georgia en Badajoz, tras enterrar con su derrota en Solna las ilusiones renacidas en la Eurocopa, sin margen de error para evitar una peligrosa repesca que estrena formato.

La situación es límite para la selección española. Está “en el alambre” como el propio Luis Enrique Martínez definió tras el tropiezo. Del buen sabor de boca de la Eurocopa se ha pasado de golpe a la duda por la amargura que desata una derrota que aleja a España del objetivo principal. Acceder al Mundial como primera de grupo pasa a estar en manos de Suecia, rival que tras su triunfo tiene dos puntos más y un partido menos.

El empate cedido ante Grecia en la primera jornada y la derrota sin excusas de Solna, dejan a la selección española sin red y con la obligación de ganar sus cuatro jornadas restantes. La visita a El Pireo de la selección sueca la próxima semana, es una fecha clave para cambiar el presente. Antes, España está obligada a ganar, y por cuantos más goles mejor, a Georgia en el Nuevo Vivero y a Kosovo en su casa. Llevaba 28 años la selección sin caer en un partido de clasificación mundialista. Los síntomas no eran buenos en un grupo en el que cedió un empate con Grecia en Granada y sufrió de lo lindo en su visita a Georgia. Solo un tanto en el último suspiro de Dani Olmo, a quien ha añorado Luis Enrique junto a Pedri en el regreso, evitó un nuevo tropiezo.

Los desajustes defensivos que costaron caros ante Suecia no provocarán cambios de Luis Enrique. El seleccionador respaldó la figura de Eric García, que quedaría señalado en caso de suplencia. Solo el carril izquierdo, si el seleccionador quiere dar un respiro a Jordi Alba por José Luis Gayá, deja opciones de recambio en la zaga. Al centro del campo le faltó consistencia. Sergio Busquets y Koke estuvieron superados en Solna pero son los referentes, los futbolistas que aportan la experiencia a un grupo joven. Rodri, Mikel Merino y Marcos Llorente son variantes.

El estreno con gol de Carlos Soler le da muchas opciones de seguir en un once que cambiará el tridente ofensivo. Luis Enrique se niega a tocar su sistema y por la baja por molestias musculares de Gerard Moreno, se le abre la puerta a dos jugadores, Pablo Sarabia y Adama Traoré.

Georgia llega al partido ante España con malas sensaciones después de perder en casa ante Kosovo, derrota que le condena al último lugar del Grupo B con un solo punto en cuatro partidos. El equipo dirigido desde hace unos pocos meses por el francés Willy Sagnol, había dejado un buen sabor de boca en los tres primeros partidos. El empate en casa de Grecia había disparado el optimismo, que se vio apagado de golpe el jueves ante los kosovares (0-1).

Etiquetas