Fútbol

AMAÑOS EN EL FÚTBOL  

La UDEF no detecta el cobro de primas en las cuentas de la plantilla del Reus

El juez ha prorrogado la instrucción otros seis meses, hasta el próximo junio

2017_04_09_02_VDM 036 Futbol 2a.: Reus Deportiu-Huesca. foto Tjerk van der Meulen  09.04.17  Reus (Baix Camp)  Agencia LOF
Partido del Reus Deportiu-SD Huesca.
LOF

Los implicados en la Operación Oikos recibieron ayer mismo la comunicación de que el juez había decidido prorrogar la instrucción otros seis meses, hasta el próximo junio.

El proceso de instrucción de la Operación Oikos se inició en mayo de 2019 por el supuesto amaño del partido Huesca-Nàstic y, según informa Efe, la Fiscalía de Huesca ha recurrido la decisión del instructor de sobreseer provisionalmente las investigaciones en torno a trece personas residentes en Málaga, investigadas por su presunta participación en apuestas ilegales.

En su auto, al que también ha tenido acceso Efe, el instructor destaca que la denuncia, planteada inicialmente por la fiscalía en base a la investigación policial, adolece de un cuadro indiciario “muy poco sólido” en cuanto a la participación de los denunciados en presuntos delitos de corrupción en el deporte, estafa u organización criminal.

Admite el juez que todos estos apostantes, que acertaron en la previsión del resultado del partido celebrado en mayo de 2018 entre el Huesca y el Gimnástic de Tarragona, tanto el registrado al término del primer tiempo como al final del encuentro, mantienen una relación de amistad con uno de los jugadores investigados por el amaño de partidos, Carlos Aranda.

“No obstante -continúa el instructor-, fuera de esta coincidencia poco razonable, no existen otros indicios significativos que permita concluir que estos participaron activamente en la alteración deliberada y fraudulenta del encuentro, ni que su contribución fuera necesaria para la comisión del delito”.

En su recurso, al que ha tenido acceso Efe, la Fiscalía de Huesca discrepa del instructor y considera que estos investigados no sólo habrían participado en la obtención de beneficios por partidos amañados, sino que “forman parte necesaria” de un entramado liderado por el referido jugador, con el que mantenían relación de amistad.

Considera “evidente” el ministerio público que las apuestas realizadas por todos ellos se realizaron a partir de la información que se les trasladó en relación al amaño de un partido, lo que, a juicio del fiscal, supone un “conocimiento exacto” de las presuntas actividades ilícitas de la trama.

Un argumento de peso a favor de los acusados en el bloque de esta investigación es el dictamen que hizo en su día sobre este partido la Comisión Nacional del Juego, que acreditó que nadie había apostado y que nadie vinculado a ninguno de los clubes afectados lo había hecho. Tampoco se había apreciado enriquecimiento patrimonial de nadie cercano a dicho encuentro.

La UDEF no detecta cobros en la plantilla del Reus

La Unidad Central de Delincuencia Económica y Fiscal (UDEF) de la Policía Nacional ha dirigido al juez de Huesca que instruye el caso Oikos, un informe en el que asegura no detectar en las cuentas bancarias de la plantilla del Reus en 2017 el cobro de primas por parte del club de fútbol oscense.

El informe, al que ha tenido acceso Efe, analiza de forma pormenorizada los movimientos bancarios realizados por los 25 miembros de la plantilla del equipo catalán entre octubre y diciembre de 2017 para tratar de determinar si se repartieron un total de 250.000 euros presuntamente entregados por el Huesca para que vencieran al Valladolid.

Durante la instrucción del caso Oikos, el titular del Juzgado de Instrucción número 5 de Huesca decidió investigar a la plantilla del Reus, que no se jugaba nada en esos momentos en la liga, a la vista de los movimientos económicos detectados durante la instrucción para detectar presuntos delitos de corrupción en el deporte.

El informe policial reitera el contenido de otro anterior fechado el 12 de noviembre de 2020 que concluía que en las cuentas de los jugadores del Reus no se habían detectado “abonos que denotaran una trazabilidad directa” con el cobro de primas de terceros.

No puede establecerse relación

En el reciente informe remitido al instructor, la UDEF reitera de nuevo que no puede establecerse una “relación lineal” entre el cobro de una prima en efectivo y una minoración en los gastos registrados en las cuentas bancarias.

Argumentan a este respecto que al no ser de elevado montante la cantidad que supuestamente cobraron en metálico los jugadores del Reus, alrededor de 10.000 euros, el dinero pudo disponerse en pequeñas cantidades para cualquier actividad destinada al ocio o la adquisición de bienes, “sin conseguir activar las alarmas de los mecanismos de control del blanqueo de capitales”.

Destacan, asimismo, que aunque el periodo analizado, los últimos tres meses de 2017, hubiera sido mayor, establecería una pauta similar en cuanto a los gastos mensuales de cada persona o núcleo familiar, si bien no permitiría registrar un ingreso extra de efectivo si no se hubiera registrado de manera pública o privada, “como se infiere que sucede”, añaden.

Además, los investigadores advierten de que el bloque que conforman los gastos de las familias puede presentar “importantes fluctuaciones” de un mes a otro debido a imprevistos o a diversos puntuales.

En los investigados sorprenden las cábalas que hace la UDEF sobre el uso de un dinero que admite no haber detectado y el pago de una presunta prima que se asemeja a “un gol fantasma” sin que de las investigaciones se haya extraído prueba alguna sobre los indicios.

Se desvanece así también este segundo bloque de la investigación y pendiente queda el relativo al informe de las obras.

En resumidas cuentas, la instrucción queda abierta hasta el próximo mes de junio pero se han “caído” las acusaciones de amaños del Huesca-Nàstic con el sobreseimiento provisional de los apostantes (recurrido por la Fiscalía y pendiente de lo que resuelva la Audiencia Provincial) y no se han detectado movimientos bancarios en la plantilla del Reus, ni siquiera pruebas palpables y sólidas de todas las acusaciones.

Respeto a la justicia y celeridad

Desde el Huesca, con el horizonte de otros seis meses de tensa y resignada espera por esta nueva prórroga de la instrucción, se mantiene el discurso: “Respeto a la justicia, ganas que esto acabe con la mayor celeridad posible, colaboración máxima y el deseo de que la resolución definitiva sea favorable a los intereses del club”.

Etiquetas