SD Huesca

FÚTBOL - SEGUNDA DIVISIÓN

"Este +3 va por ti, Cheick"

El Huesca le dedicó la victoria a Doukouré, que se rompió el tendón de Aquiles en los minutos iniciales, y podría acabar en ascenso directo 22 jornadas después

"Este +3 va por ti, Cheick"
"Este +3 va por ti, Cheick"
R.G.

HUESCA.- No todo fueron alegrías para el Huesca. Las pocas decenas de personas que se congregaron ayer en El Alcoraz vivieron de primera mano el sufrimiento de Cheick Doukouré cuando se fue él solo al suelo por una mala pisada. El propio Huesca, a través de sus redes sociales, se encargó de dedicar la victoria al costamarfileño, quien sufrió una rotura en el tendón de Aquiles y necesitará cirugía. "Este +3 va por ti. ¡Mucha fuerza, Doukouré!".

El centrocampista, titular por segunda vez esta temporada (tras serlo en Albacete hace menos de dos semanas), se tumbó sobre el césped tocándose su pierna izquierda, sus gritos hacían presagiar lo peor. "Para, para, para", dijo alguno de los protagonistas que estaban sobre el terreno de juego. Y se detuvo. Silencio en el campo y lamentos en la grada.

Tras el partido se confirmó la rotura del tendón de Aquiles, lo cual supone su adiós a la temporada y perderse también buena parte de la siguiente.

Él lo sabía y tuvo que abandonar el terreno de juego en camilla y llorando. Sus lágrimas eran las de todos los azulgranas, plantilla, cuerpo técnico, directiva, resto de trabajadores... y también de sus aficionados.

También de los del Levante, equipo del que está cedido el centrocampista y en el que sufrió la lesión que supuso el inicio de un calvario para el futbolista: el 24 de marzo del año pasado se rompió el ligamento cruzado anterior de su rodilla izquierda.

Esa lesión, una recaída y algunos problemas físicos más hicieron que Doukouré no pudiera estrenarse en el Huesca hasta que volvió el fútbol tras el parón por la pandemia del coronavirus. Tuvo unos minutos en Málaga, fue titular en Albacete y volvió a pisar el césped frente al Cádiz. El de ayer era su cuarto partido, pero ahora le tocará empezar de cero de nuevo. Un palo de los gordos para él y también para todos los que conocen mínimamente a una persona encantadora como Cheick.

EN ASCENSO DIRECTO

El Huesca ha dormido esta noche en ascenso directo y, si este viernes el Real Zaragoza pierde ante el Girona (19:30 horas), los de Míchel acabarán la jornada 37 en posiciones de ascenso directo, algo que no ocurre desde la 22. Ahora toca pensar en la visita al Deportivo del domingo y luego, vendrá a El Alcoraz el Alcorcón, que el jueves sufrió su primer tropiezo "postcuarentena" como visitante al empatar en Albacete.

Etiquetas