SD Huesca

FÚTBOL - PRIMERA DIVISIÓN

David Porcel: "No podemos tirar a la basura ningún partido"

El preparador físico del Huesca quiere llegar al inicio liguero "al máximo nivel posible"

David Porcel: "No podemos tirar a la basura ningún partido"
David Porcel: "No podemos tirar a la basura ningún partido"
D.A.

HUESCA.- El Huesca quiere llegar en el nivel más óptimo posible al arranque liguero en su segunda andadura en Primera División. El preparador físico azulgrana, David Porcel, sostiene que "no podemos tirar a la basura ningún partido", de modo que deja claro que el objetivo es llegar lo mejor posible al primer partido. No me planteo, como se decía antes, estar al cien por cien para octubre. Cuanto mejor podamos estar el primer partido, más bueno será".

Considera Porcel que, pese a ser una pretemporada más corta, "a nivel físico creo que podemos llegar mejor que otros años por el hecho de haber parado muy poco. Eso a la larga también puede ser un problema, depende de cómo se gestione, por el descanso que han tenido los jugadores".

A diferencia del año pasado, en el que el Huesca partió de cero con el cuerpo técnico y la plantilla, en la actual campaña hay continuidad en todo, algo que agradece el preparador físico. "No es lo mismo llegar a un grupo y tener que conocerte, que eso lleva su tiempo, que ahora tener un bloque que ya te conoce a ti, sabe lo que quieres y además lo bueno es que cada jugador que llegue nuevo se va a meter en una dinámica y en un grupo que sabe a dónde va y cómo trabajamos. Por eso también para la gente nueva es mucho más fácil llegar a un ambiente en el que está todo familiarizado que otro en el que todos están como ellos y esperando la adaptación". Es por ello que, con ese punto favorable, por el terreno ganado, "en una pretemporada como esta, nos preocuparía más el aspecto táctico que el físico, pero teniendo en cuenta que la mayoría nos conocemos".

Porcel tiene, lo mismo que Míchel y el resto del cuerpo técnico, experiencia en Primera División como para saber las diferencias que hay con respecto a la Segunda. "Si hablamos del aspecto físico, en Primera el ritmo es más alto que en Segunda, se permiten más espacios porque los jugadores a los que te enfrentas tienen más calidad y no vas tanto a los duelos, pero en los duelos sí tienes que ser más intenso. Por ejemplo, nuestros centrales o nuestros delanteros se van a enfrentar a delanteros o a centrales de más envergadura y fortaleza y eso se nota. Eso lo tenemos que trabajar y también los jugadores lo notan cuando no han jugado en la categoría. Es más intensa, más fuerte, mayor ritmo de juego y en el aspecto táctico saber que tenemos que ser un bloque muy fuerte porque los errores en Primera División te penalizan mucho más que en Segunda. Debemos intentar ser lo más fiables posible".

Una vez pasados los test del lunes (en el momento de la entrevista, en la mañana del martes, el club no conocía los dos positivos que dieron unas más tarde las pruebas de la covid), el siguiente paso serán los reconocimientos médicos y pruebas físicas que van a servir para evaluar el estado en el que han regresado los jugadores de las vacaciones. David Porcel espera que esa evaluación será bastante positiva porque los jugadores han estado parados durante un periodo más corto de lo habitual, que ronda o supera el mes. Además, la plantilla ha vuelto con deberes hechos ya que tenían pautado un trabajo desde la semana pasada y los primeros días de la actual, con solo el domingo de descanso. "Eso nos da ventaja en cuanto a que el inicio no tiene que ser tan progresivo o de un nivel tan bajo como en otros años. Esta semana a lo mejor podemos acortar un poco los plazos e ir algo más intensos porque ya vienen con el trabajo que les planteamos y eso nos da un poco de ventaja".

Así que entre el viernes y el domingo llegará el primer "tute" al equipo y desde la próxima semana, más larga, habrá raciones de trabajo para dar y tomar mañana y tarde.

En la semana previa al arranque liguero está prevista la concentración de Benasque (presumiblemente del 31 de agosto al 7 de septiembre), fecha que se considera idónea porque se supone que para entonces la configuración de la plantilla estará más avanzada. "Ese tiempo lo aprovechamos sobre todo para conocer a la gente que lleva nueva, a adaptarse y ir familiarizándose con el grupo y con el trabajo", explica Porcel.

SALTO DE CALIDAD

El preparador físico destaca asimismo "el salto de calidad" que va a dar el club con la adquisición de nuevos dispositivos para las mediciones del trabajo con los jugadores, tales como un electromiógrafo para ver la actividad muscular con una serie de ejercicios y también se ha cambiado el dispositivo GPS, además de alguna nueva máquina que se va a incorporar. "La metodología va a seguir siendo la misma, a nivel de recursos mejoramos un poco y el objetivo durante el año es mejorar en cosas que los clubes siempre tienden a invertir en ellas".

Etiquetas