SD Huesca

PRIMERA DIVISIÓN

La última victoria del Huesca contra el Celta tuvo lugar hace 10 años

El 3 de marzo de 2011, el equipo entrenado por Onésimo logró vencer en Balaídos por 1-2

Rafa Mir, presionado por jugadores del Celta en el último partido en el que el Huesca se enfrentó a los vigueses en Balaídos.
Rafa Mir, presionado por jugadores del Celta en el último partido en el que el Huesca se enfrentó a los vigueses en Balaídos.
LOF

El 3 de marzo de 2011, el Huesca visitó Balaídos para firmar su última victoria ante el Celta. Los tantos de Roberto y Esquerdinha dieron la victoria a los oscenses frente al solitario gol de Dani Abalo. Paco Herrera entrenaba a los vigueses y Hugo Mallo y Iago Aspas, que ese día empezó el partido desde el banquillo, son los únicos resquicios de ese Celta, que era líder en Segunda División y que arrastraba 14 jornadas sin conocer la derrota. Además, aquel asalto oscense en el feudo vigués supuso la primera derrota como local del conjunto celeste en la temporada.

Andrés Fernández es el único jugador que vestía de azulgrana en esa temporada y que podría volver a jugar en el partido de este domingo, diez años después de aquella última victoria, en la que Onésimo estaba al frente del vestuario.

En esa ocasión, el Huesca logró los tres puntos en Balaídos, como hizo en sus tres primeras visitas a tierras gallegas: el 7 de marzo de 2009 -el día del partido se cumplirán exactamente 12 años- el equipo ganó 0-1; un año después, volvió a ganar 0-1; y el último precedente fue el ya citado 1-2 de 2011. Esas han sido las únicas tres victorias del Huesca sobre el Celta, y ninguna se ha conseguido en El Alcoraz. Desde ese 1-2 que protagonizaron Roberto y Esquerdinha, el Huesca no ha vuelto a ganar contra el conjunto de las Rías Baixas.

En la temporada siguiente, el Celta venció por 4-0 al Huesca en la jornada 10. Era el primer triunfo de la temporada en Balaídos para los vigueses. El doblete de Iago Aspas y los goles de Quique de Lucas y Joan Tomás sellaron la victoria más abultada en un duelo entre olívicos y altoaragoneses.

En las once ocasiones que ambos equipos han coincidido, la victoria ha caído en tres ocasiones de lado del Huesca, por cuatro del Celta, y se han firmado cuatro empates.

En Primera División, los equipos se han enfrentado tres veces. Las dos expediciones azulgranas a Balaídos han caído de lado local (2-0 y 2-1), mientras que la visita gallega a El Alcoraz acabó en tablas (3-3), en un partido en el que el Huesca logró remontar un 0-2 con goles de Enric Gallego, Chimy Ávila y Jorge Pulido en apenas diez minutos. Pero el jarro de agua fría llegó. Ryad Boudebouz, en el 81, aprovechó una golosina de asistencia de Iago Aspas para colocar el definitivo 3-3. 

Etiquetas