SD Huesca

BARCELONA-HUESCA

Los jugadores, uno a uno

Rafa Mir
Rafa Mir y Pulido celebran el gol del ariete.
LALIGA

Álvaro Fernández: Tuvo una buenísima primera intervención nada más comenzar y luego apenas pudo responder a los obuses blaugranas. No hay reproche.

Pablo Maffeo: Lució en las contras el lateral y además se pegó un jugadón en la primera mitad que le salvó Ter Stegen. Contuvo bien a Dembelé y Jordi Alba.

Jorge Pulido: Quedó “retratado” en algunos de los goles del Barcelona, particularmente en el de Mingueza. Poco contundente el capitán.

Dimitrios Siovas: Algún despiste pero, en general, como es habitual, el más sólido de la defensa del Huesca. No tuvo presencia en ataque.

Pablo Insua: Difícil misión la suya ante los movimientos continuos de Messi y la delantera del Barcelona. No lució y como central tampoco salió bien parado en algunas acciones.

Javi Galán: No fue su partido más sobresaliente, pero no cejó en su empeño de abrir la banda y de intentarlo ante las dificultades que le opusieron los azulgranas. Tuvo un par de tiros que pudo remachar pero estuvo tímido.

David Ferreiro: Uno de los más sobresalientes, exhibición de recortes y de regates, con pases certeros y hasta se atrevió a intentarlo para probar a Ter Stegen. El gallego está de dulce.

Idrissa Doumbia: Tiene una gran potencia y se aplicó para contener la presión del Barcelona. Ese puntito que le falta de calidad le impide ser más determinante, pero cumplió.

Mikel Rico: El vasco corrió durante los más de noventa minutos con el sacrificio que le caracteriza y, cuando estuvo fresco, incluso tuvo clarividencia para sacar al contragolpe.

Dani Escriche: Sin duda es un jugador tan sacrificado como todavía poco maduro para la categoría. En su haber, el balón que puso a puerta vacía a Rafa Mir. Tiene la confianza de Pacheta.

Rafa Mir: Claroscuros del murciano, que arrancó tremendamente activo con un disparo tras marcharse en velocidad en el minuto 2. Marcó de penalti pero tuvo dos acciones incomprensibles: erró a puerta vacía al dar con el pecho en lugar de la cabeza en servicio de Escriche y en el 90 se tiró a darle con el pie cuando una plancha hubiera sido gol. Debía tener dolor de testa.

Sergio Gómez: No aprovechó la oportunidad de lucirse ante la zamarra que fue suya. Muy inconsistente.

Jaime Seoane: Dio otra alegría al juego y, de hecho, el Huesca llevó la batuta con él en el campo. No tuvo, sin embargo, precisión. Es titular.

Denis Vavro: Debutó en el Huesca sin incidencia para lo bueno ni malo.

Javier Ontiveros: Sin repercusión.

Pedro López: Pocos minutos para juzgarlo.

Etiquetas