SD Huesca

SEGUNDA DIVISIÓN

Gradas vacías, adiós ingresos

Un estudio fija en 659.000 euros lo que se ha dejado de ingresar esta temporada

Los aficionados rivales suponían una buena fuente de ingresos para la ciudad.
Los aficionados rivales suponían una buena fuente de ingresos para la ciudad.
Pablo Segura

El hecho de que el Huesca, en su segunda experiencia en Primera División, no haya podido contar con sus aficionados en la grada ha tenido un coste deportivo importante. Nunca se sabe si el balance de la temporada hubiera sido otro, y si el equipo con su gente detrás podría haberse salvado o no, pero lo que sí se puede cuantificar es el dinero que la ciudad ha dejado de ingresar por el hecho de que no hayan podido venir aficiones rivales. Si en Segunda este dato es para tenerlo en cuenta, en Primera es mucho mayor, con más aficionados rivales viajando a Huesca y consumiendo en sus bares, restaurantes y hoteles.

La página web pitchinvasion. net, una guía sobre la Eurocopa de este verano y además una web de fútbol que recoge análisis de probabilidades, predicciones y otras herramientas relacionadas con este deporte, ha elaborado un estudio sobre el impacto negativo sobre las ciudades con equipos en Primera y Segunda División que ha tenido la pandemia, y sobre todo el hecho de que los partidos se hayan jugado sin público.

Según este trabajo, la economía local de Huesca ha dejado de ingresar 659.000 euros por la falta de desplazamientos de los aficionados rivales al Alcoraz y con ello a Huesca. El estudio ha cruzado los precios medios de alojamientos, gastos diarios por persona, aforo de El Alcoraz, porcentajes de asistencia y plazas para aficionados visitantes.

De este modo, la economía local ha perdido 370.000 euros en pernoctaciones según los precios medios de una habitación en Huesca. Las pérdidas en hostelería y comercio han sido de 289.000 euros considerando un gasto medio por persona y día de 46,03 euros.

A nivel nacional, las pérdidas por estos conceptos superan los 98 millones de euros. De ellos, más de 63 millones han sido pérdidas en pernoctaciones y casi 35 millones en hostelería y comercio.

Por categorías, en Primera División las pérdidas han sido de 72 millones de euros, de los que 47 corresponderían a alojamientos y más de veinticinco millones y medio a hostelería. En Segunda estas cifras ascenderían a 25 millones en total, 16 por alojamientos y 9 por hostelería.

Las ciudades más afectadas por la falta de viajeros de otras comunidades que asisten a un campo de fútbol son Madrid (17.433.000 euros), Barcelona (12.915.000), Sevilla (10.821.000) y Valencia (7.350.000). Todas ellas, capitales con al menos dos equipos en Primera y/o Segunda División. Huesca es la ciudad que menos ingresos habría dejado de percibir, seguida de Eibar con 762.000 euros y Getafe con un millón y medio de euros.

En Segunda la ciudad con más montante económico sin ingresar sería Palma de Mallorca, con 2.350.000 euros, seguida de Zaragoza, en la que el hecho de que los aficionados rivales no hayan podido ir a la Romareda ha supuesto 2.159.000 euros menos de ingresos para toda la hostelería de la capital aragonesa. Las ciudades con menos impacto negativo serían Lugo, con 326.00 euros, y Miranda de Ebro, con poco más de doscientos mil.

Los creadores del estudio han utilizado para realizarlo el Instituto Nacional de Estadística y las páginas web de los diferentes clubes. 

Etiquetas