SD Huesca

Segunda División

Borja García: "Estar en el Huesca ha sido como unas vacaciones largas"

El centrocampista madrileño definió en su presentación con el Girona su estancia en el Huesca de manera muy gráfica

Borja, en su presentación con el Girona
Borja, en su presentación con el Girona
Girona FC

El centrocampista Borja García ha puesto este miércoles la guinda a una trayectoria más que gris con la SD Huesca. Tras llegar el verano pasado, con un importante traspaso, 1,5 millones, desde el Girona, su temporada en Primera fue más que discreta. De hecho, con Michel en el banquillo fue titular habitual, pero con el cambio de técnico desapareció del mapa. 

En su presentación con el Girona, club al que vuelve, el propio jugador no ocultó la sensación con la que sale de Huesca y llegar a Girona. Preguntado por cómo ha sido su regreso después de un año, definió como "unas vacaciones largas" su estancia en la capital altoaragonesa, algo que casa bastante con su rendimiento durante la temporada.

El ya nuevo jugador del Girona, que rescindió su contrato con el Huesca el último día de mercado, lo que ha permitido ahorrarse al club azulgrana su ficha, una de las altas, en torno a un millón de euros, ha señalado que no se arrepentía de la decisión que tomó cuando fichó por los oscenses, pero que ha hecho todo lo posible por salir y volver a Girona. "Siempre he dicho que cuando tomas una decisión no tienes que arrepentirte. Aquí pensé que se podía haber acabado una etapa y necesitaba resetear la cabeza. La inyección económica le ayudó al club. Una vez sales ves lo que has dejado, lo feliz que has sido. No puedo decir que me arrepiento, allí se han portado muy bien, pero estoy más feliz aquí".

También ha reconocido que ya en el mercado invernal anterior intentó su salida. "Estuve hablando para poder venir en invierno, pero era complicado, casi inviable. La ilusión era intentar volver. Me fui porque el equipo había sufrido dos palos, el club necesitaba un balón de oxígeno en forma de traspaso. Pero mi cabeza siempre ha estado aquí, he mantenido el contacto, y cuando se ha dado la oportunidad he hecho todo lo posible para volver. Es donde más feliz he estado. Tengo ilusión por ponerme bien y empezar a competir".

El jugador, al menos agradeció el trato recibido en Huesca y el poder llegar a un acuerdo para salir. "Hubo muchos momentos en los que no dependía todo de mi. El Huesca era el propietario. Yo he sido sincero con ellos, les dije donde quería estar. Ellos se han portado muy bien, me han entendido. Rubén y yo nos hemos dicho las cosas a la cara. Era difícil, pero por fin llegamos a un acuerdo. Ahora tranquilo, estoy donde quiero estar".

Y reconoció que volver con Míchel es un aliciente más. "Ya conocía al mister, el año pasado fue uno de los motivos por los que fui allí. Me quedaron las ganas de haber podido trabajar más con él. Es un grandísimo entrenador".

Etiquetas