SD Huesca

sd huesca

El Huesca de la pandemia tuvo unas pérdidas de 2,1 millones

El club echará mano del fondo CVC y del programa Impulso de LaLiga pero lo hará "con mucho cuidado"

Varios consejeros momentos antes de la asamblea.
Varios consejeros momentos antes de la asamblea.
PABLO SEGURA

HUESCA.- La aprobación de la memoria económica de la temporada pasada y del presupuesto para la actual fueron otro de los platos fuertes de la Junta de Accionistas.

Un presupuesto de ingresos que ha ido evolucionando y que partía de unos mínimos que presentó el club a LaLiga para poder inscribirse en la competicion y de acuerdo también a los criterios que marca LaLiga para el cumplimiento del control económico. De aquellas previsiones a la realidad actual poco queda. En todo caso, que la ayuda al descenso se cuantifica en 6.864.000 euros y que los derechos de televisión ascienden a 9.600.000 euros, si bien esta partida puede verse ligeramente incrementada en la valoración final de temporada que fija la propia Liga. Se explicó, por ejemplo, que el club ya ha cubierto -incluso levemente excedido- el límite salarial de la plantilla, situado ahora en 14,8 millones.

En cualquier caso, y como explicación a las preguntas de los accionistas, se indicó que “una cosa es el presupuesto y otra la ejecución del presupuesto”. Y en la propia evolución se van sumando cantidades por conceptos y variables como las de los traspasos, cesiones, nuevos ingresos por patrocinios y publicidad, etcétera, por lo que la cifra definitiva será mayor de la que aparecía en la documentación que facilitó el club a los accionistas, por encima de los 18 millones de euros.

En cuanto al balance económico de la temporada pasada, el importe neto de la cifra de negocios ascendió a 53 millones de euros, de los cuales 47,1 fueron por los derechos de televisión, 2,8 por comercialización, 2,7 por publicidad y 4 millones en otros ingresos (con partidas destacadas como 897.988 de ingresos de LaLiga y 2,7 de subvenciones a la explotación), totalizando 57,1 millones de ingresos.

En el capítulo de gastos, con un total de 59,7 millones, los correspondientes a la plantilla deportiva fueron de 32,3 millones, 1,5 a la plantilla deportiva no inscribible en LaLiga, 16,6 en gastos de explotación y 3,6 en amortizaciones como conceptos más notables.

El resultado del ejercicio arroja unas pérdidas de 2’1 millones de euros. Unas cifras condicionadas por la crisis sanitaria generada por la Covid y, en concreto, por varios motivos: el final de la temporada anterior (2019/20) en el mes de julio, lo que conllevó traer gastos de esa campaña a la actual, la no asistencia de público a los estadios y la compensación de activos comerciales por este motivo y, por otro lado, mayores gastos derivados del cumplimiento del protocolo de seguridad sanitaria impuesto por la competición.

Sin estos condicionantes, la temporada se hubiera cerrado con un beneficio real de 5’5 millones de euros/ 7’4 millones de euros.

Asimismo, se informó de que un año más el club se encuentra al día de pagos, tanto con Hacienda como con la Seguridad Social, sin haber solicitado nunca un aplazamiento de pago. La SD Huesca también cumple con los requisitos e indicadores establecidos en el Reglamento de Control Económico de LaLiga y ejecuta al 100% el plazo de 29 días de pago a proveedores que establece la Ley 15/2010.

Hubo debate en cuanto a la cuantía de empleados del club (el denominado personal no deportivo), que la temporada pasada fue de 105 en Primera División y que en la actual se ha rebajado a 84. De cara al futuro se solicitó que en la Junta de Accionistas se especificara el papel que desempeña cada empleado, petición que fue aceptada por el Consejo, al tiempo que Petón terció para que se establezca en el mismo informe una comparativa con otros clubes al entender que “la SD Huesca está en mínimos de contratación laboral” en respuesta “al run run callejero”.

Las pérdidas del ejercicio se incorporan al fondo patrimonial que tiene el club y que en estos momentos se sitúa en los 12.775.822 euros.

Cautela con el fondo CVC

Dentro del infome de gestión que expuso el director general, Josete Ortas, hubo también un apartado especial dedicado al programa Impulso y al fondo CVC, propuesto por LaLiga, y del que el Huesca tiene la posibilidad de gestionar 30 millones de euros.

Uno de los objetivos que tiene el club es cancelar la deuda contraída con el fondo de inversión inglés para hacer frente al pago de infraestructuras e incorporarlo al CVC amortizable en 40 años.

El 15 por ciento destinado a inscribir jugadores en el periodo de tres años (unos 4 millones) no se ha tocado y aquí sí que se expresó desde el consejo la necesidad de “ir con mucho cuidado” porque puede ser “pan para hoy y hambre para mañana”.

Entre los proyectos están también otra serie de retos y la internacionalización del club. Todas estas previsiones que apuntan a la necesidad de fortalecer la infraestructura también obligarán a la necesidad de dotar de más recursos humanos como inversión. De hecho, apuntó Torres, “nos hemos enfrentado a retos inimaginables hace cinco años y lo que buscamos es el mejor dimensionamiento del club”.

En el citado informe de gestión, Ortas hizo un recorrido por los diferentes departamentos del club. Comunicación, marketing, área de negocios, proyectos estratégicos (entre ellos se insistió en la creación de la Academia en Japón con la mediación de Okazaki y el intercambio de jugadores) y el área de negocios, que con el descenso a Segunda División se ve mermada. Ejemplos como la U televisiva, que suponía en Primera 2 millones de ingresos se queda en 200.000 euros en Segunda. O de 5 millones en Primera a 3,1 en Segunda. Eso sí, esta temporada la entidad cuenta con una cifra récord de 7.785 abonados y con las obras de ampliación se ganan zonas para la explotación que van a generar mayores ingresos.

El nuevo Consejo de Administración

El nuevo Consejo de Administración no sufre más variaciones que la ya citada marcha de Petón. El club decidió, en la horquilla de un mínimo de 5 y un máximo de 20 consejeros, quedarse con ocho.

Así, Manolo Torres sigue como presidente y consejero delegado y el resto son Alberto Larraz, Fernando Callizo, Carmelo Bosque, Sergio Gracia, Pedro Ibaibarriaga, Agustín Pueyo y José Vicente Abarca.

Etiquetas